El diestro riojano camino de un entrenamiento en la plaza de toros de Arnedo
El diestro riojano camino de un entrenamiento en la plaza de toros de Arnedo - JUSTO RODRÍGUEZ
ENTREVISTA

Diego Urdiales: «Sevilla es una de mis primeras ilusiones de la temporada»

El diestro de Arneo analiza el momento profesional en el que se encuentra para afrontar la campaña de 2018

LogroñoActualizado:

Diego Urdiales (Arnedo, 1975) es un torero atípico. Nacer en La Rioja, llevar el arte en las muñecas y querer ser torero es «raro» como él mismo asegura. En el invierno riojano, algo más suave que en otras zonas del norte, prepara el 2018. En su tierra torea de salón para ganar profundidad en su tauromaquia y en el sur va a los tentaderos. Aún no tiene fecha para empezar la campaña aunque todo apunta a que será en el mes de marzo.

¿Cómo se presenta la temporada?

Es un año muy ilusionante. Parece un tópico pero estoy disfrutando cada día y es lo que me preocupa: el sentirme bien y ser capaz de crecer como torero. Vengo de una temporada muy bonita porque he disfrutado mucho delante del toro todas las tardes, más allá de días con más o menos suerte.

Ha sido 2017 un año bonito y duro?

Mucho más bonito que duro porque desde la primera me sentí bien prácticamente todas las tardes. Aunque hay lotes con los que pude expresar pocas cosas, he disfrutado toreando.

¿Sevilla sigue siendo esa plaza en la que le queda sentirse torero?

Es una plaza en la que he toreado poco y he tenido muy mala suerte con los lotes pero sí que he sentido el cariño y el respeto de la afición y sobre todo las ganas de verme de torear.

¿Ilusionado con estar en los carteles de la Feria de Abril?

Por supuesto, Sevilla es una de mis primeras ilusiones de la temporada. La Maestranza es una plaza que a todos los toreros nos llena, es especial al igual que su público. Creo que soy un torero que tarde o temprano llegará a calar fuerte en Sevilla.

Tras triunfar en Madrid y Bilbao ¿cree que la Maestranza le exige?

Sí, de ahí la expectación que al final uno siente, por todo hasta por los comentarios. Yo también viajo a Sevilla, me encanta la ciudad y la gente y me encuentro a muchos aficionados que me paran por la calle y me hablan de cosas muy bonitas. Esa sensación la tienes y pasa a la plaza. Cuando hago el paseíllo también tengo las mismas vibraciones. Por eso tengo ganas de que me embista un toro allí.

Tras 18 años de alternativa, ¿qué le ilusiona a Diego Urdiales?

Torear.

¿Le ilusiona como el primer día?

En el toreo he sentido cosas muy especiales cuando era niño y llevo dos años en los que me vuelven aquellas ivivencias y aquellos recuerdos. Me estoy sintiendo así, como cuando uno empieza y tiene esa inocencia de no saber nada y se deja llevar por lo que hay dentro. Lo estoy viviendo y por eso estoy disfrutando tanto.

¿Es una mezcla de ilusión y madurez profesional?

Efectivamente, a lo mejor es un proceso que dadas las circunstancias de cada uno te llega antes o después. Las mías no han sido fáciles, nacer en La Rioja y querer ser torero es bastante raro y mucho más difícil. Quizás ahora todo eso me está volviendo a revivir por dentro.

¿Qué no puede faltar en 2018?

Me encantaría estar en Sevilla por supuesto, en Madrid y en Bilbao, plazas de primera donde he tenido tardes inolvidables. A partir de ahí todo se irá viendo. Cuando uno está en la situación que yo he elegido dependes mucho de los inicios de temporada para poder planear las cosas. Irán viniendo poco a poco e intentaré disfrutar al máximo.

¿Es duro seguir dependiendo de eso tras triunfar con rotundidad?

Es muy duro. Esa presión te puedes imaginar cómo es. Que todo dependa de un día, de un momento, pero como llevo tiempo así he aprendido a canalizar mejor toda esa presión y esa responsabilidad.

¿Qué sueños tiene por cumplir?

No me gusta pedir nada, que me dure mucho tiempo la ilusión por torear.

¿No ha perdido la ilusión ni en los momentos duros?

Siempre hay momentos. He tenido años sin vestirme de torero. Cuando triunfé empecé a torear más en las ferias aunque tampoco me han allanado mucho el camino. Mi temporada más larga ha sido de 19 corridas.

¿Le gustaría torear más?

No me obsesiona porque no sería capaz de estar al nivel que quiero, pero es triste que haya diez o doce ferias en las que todavía no he debutado: Córdoba, Granada, Almería, Murcia, Salamanca, El Puerto, Jerez, Huelva, Burgos, Badajoz. No suelo estar anunciado en el sur. A lo mejor si tengo suerte en Sevilla me puede abrir las puertas de otras plazas.