Los miembros de la cuadrilla del torero Iván Fandiño, fallecido el pasado sábado en la plaza de Mont-de-Marsan (Francia), en el tanatorio de Amurrio - EFE

Familiares y amigos dan el último adiós a Fandiño

Enrique Ponce, Espartaco y Javier Conde, entre otros, han acudido a la capilla ardiente del diestro vizcaíno

Actualizado:

Mañana de luto en Amurrio, donde ha sido instalada la capilla ardiente del torero Iván Fandiño. Familiares y amigos del diestro se han acercado hasta este municipio alavés para rendir homenaje al diestro, que murió el pasado sábado en Francia a causa de una grave cornada. Las primeras visitas comenzaron a producirse en torno a las nueve de la mañana, hora a la que llegó al tanatorio la esposa, los padres y la hermana del fallecido.

Hasta el País Vasco se han desplazado también algunos de sus compañeros de profesión, como Javier Conde, David Fandila «El Fandi», Enrique Ponce, Iván García, Pepín Liria y Juan Antonio Ruiz «Espartaco», que ha manifestado que la pérdida de Fandiño «es muy importante para el mundo del toro». En declaraciones ante los medios, el matador de Espartinas ha destacado la ha destacado la «grandeza» del vizcaíno, que estaba «en la flor de la vida». En este sentido, ha añadido que en el ruedo «el toro está ahí, él pierde la vida pero los toreros se la juegan de verdad».

Por otro lado, Ponce ha puntualizado que ha muerto «uno de los grandes de los últimos diez años», pues siempre «salía a la plaza a darlo todo». El diestro valenciano ha destacado que Fandiño «era un torero extraordinario en cuanto a su verdad y pureza «era un torero extraordinario en cuanto a su verdad y pureza» y por su «manera de interpretar el toreo». Además, ha hecho hincapié en el «dolor» que le ha producido su pérdida: «Una tragedia de esta magnitud nos deja a todos derrumbados. No hay palabras de consuelo para la familia», ha concluido.

Los restos del matador partieron de Amurrio en torno a las 12.15 horas en dirección a Orduña, su pueblo natal, donde esta tarde tendrá lugar el funeral.