CINE

Se proyecta este jueves en Sevilla «La mano invisible», una adaptación de la novela de Isaac Rosa

La película se presentó en el Festival de Cine Europeo y se ha llevado varios premios del público

SevillaActualizado:

La película «La mano invisible» de David Macián se proyectará en Sevilla después de su éxito en las salas de ciudades como Madrid, Barcelona, Valladolid, Santiago de Compostela, Bilbao, Valencia o, recientemente, Cádiz, y su paso anterior por el Festival de Cine Europeo.

Esta adaptación cinematográfica de la novela homónima del sevillano Isaac Rosa pone el ojo en la actual situación laboral. La película plantea dudas morales sobre el trabajo y el compañerismo y abre la veda para que el espectador se replantee su modus vivendi y reconsidere sus prioridades. «¿Por qué trabajamos? ¿Para sentirnos útiles? ¿Para sobrevivir? ¿Para qué sirve lo que producimos, realmente?» son algunas de la cuestiones que se quedan en la conciencia del espectador.

El pase exclusivo en Sevilla tendrá lugar este jueves a las 20:15 horas en los cines Nervión, y contará con la presencia de su director, quien debatirá acerca del filme después de su visionado.

Esta película producida de manera cooperativa y autogestionada trata de buscar alternativas al modelo de producción convencional. Sin ninguna productora fuerte detrás, el proyecto se ha llevado a cabo gracias a la inestimable ayuda de decenas de colaboradores y mecenas.

Su estreno en cines tuvo lugar el pasado 28 de abril después de haberse alzado con los premios del Público y el Jurado Joven en el festival REC de Tarragona y de haber pasado por otros encuentros cinematográficos como el Festival de Cine y Derechos Humanos de San Sebastián o el festival austriaco Crossing Europe.

Sinopsis

En una nave de un polígono industrial, once trabajadores de distintos sectores desempeñan diversas tareas: un albañil construye una pared que más tarde derriba; una chica coloca piezas en una cadena de montaje sin saber para qué sirven; un carnicero despieza animales en descomposición; una teleoperadora realiza encuestas sobre la consideración del trabajo; un mecánico desmonta un coche que luego vuelve a montar… Frente a ellos, decenas de personas observan desde la oscuridad el «maravilloso» espectáculo del trabajo.