Derechos de Autor

El Ministerio de Cultura se opone al «madurazo» en la SGAE y amenaza con vetar los nuevos Estatutos

Considera escasas las mayorías necesarias para una reforma «del calado que se pretende»

Actualizado:

Ayer lunes se puso en marcha un proceso para aprobar unos nuevos Estatutos de la SGAE que permitirían repetir mandato a su actual presidente, José Miguel Fernández Sastrón. Este «madurazo», como han calificado algunos socios críticos, salió adelante gracias al voto dirimente del propio Sastrón, que rompió el desempate de 19 contra 19 en una reunión de la Junta Directiva que acabó con dos dimisiones provocadas por «la gravedad de la situación».

Hoy, fuentes del Ministerio de Cultura, Educación y Deporte han asegurado a ABC que «las mayorías necesarias para una reforma del calado del que se pretende son escasas», y pide a la entidad que cuente con él «en este camino y que culmine la reforma estatutaria en el plazo legal marcado». En este sentido, dichas fuentes se muestran contundentes al recordar que la aprobación de los estatutos de la SGAE precisa, «en última instancia, de la autorización de este Ministerio, que podrá rechazar aquellos apartados de los Estatutos que no sean acordes con la Ley de Propiedad Intelectual y que no favorezcan los intereses generales de la protección de la propiedad intelectual». Es decir, alude al derecho de veto. En todo caso, para tramitar dicha autorización, tras la oportuna solicitud de SGAE a presentar en el plazo de un mes tras su Asamblea, el Ministerio iniciará el correspondiente procedimiento administrativo en el que se dará audiencia a todos los interesados afectados para que puedan hacer valer su opinión y aportar las alegaciones que estimen oportunas en defensa de sus intereses.

Respecto de las materias que no son adecuación de los estatutos de SGAE al reciente Real Decreto-ley 2/2018, es decir la reforma que dejaría la elección del presidente a la Asamblea en lugar de a la Junta, «este Ministerio considera que debería mantenerse el statu quo (esto es, la redacción prevista en los estatutos vigentes) a la espera de que se alcance una mayoría más amplia que respalde su modificación y que, a fecha de hoy, parece no existir».

En cuanto a las propuestas de Sastrón para reforzar la influencia de «la Rueda» para moldear una Asamblea a su favor, el Ministerio afirma que ha tenido «conocimiento de que la Junta Directiva de SGAE ha aprobado una serie de modificaciones de su Reglamento de reparto, y considera que es necesario reforzar los mecanismos anti rueda y criterios de reparto más justos entre los asociados independientemente de la rama a la que pertenezcan, en cumplimiento del laudo de la OMPI». Asimismo, las fuentes del Ministerio recuerdan que tras la reforma introducida en la Ley de Propiedad Intelectual por el Real Decreto-ley 2/2018, las modificaciones de los reglamentos de reparto de las entidades de gestión tienen que ser ratificadas por sus asambleas generales. Hasta el momento, la referida reforma del reglamento de reparto de SGAE no ha sido ratificada por su asamblea general, «por lo que SGAE no debería aplicarla en los próximos repartos so pena de infringir la Ley de Propiedad Intelectual».