DARÁN QUE HABLAR

Borja M. Cebrián: «Mi mirada artística se basa en la sensación de absurdo que ofrece la realidad»

Borja Martínez Cebrián es pintor. También músico. Su obra, sin duda, es tremendamente sinestésica, basada en una sensación de extrañamiento que seduce. Él ya es, por doble motivo, de los que «Darán que hablar»

Obra de la serie «Los dibujantes de sombras» (2015) - B. M. C.
Obra de la serie «Los dibujantes de sombras», (2015) - B. M. C.
Obra de la serie «Combustible» (2014) - B. M. C.
Obra de la serie «Combustible» (2014) - B. M. C.
«Con el sol crece el sauce» (2013)
Obra de la serie «Espacio de gente sin historia» (2016) - B. M. C.
Obra de la serie «Espacio de gente sin historia» (2016) - B. M. C.
Obra de la serie «Los dibujantes de sombras» - B. M. C.
Detalle de «Orión» - B. M. C.

Nombre completo: Borja Martínez Cebrián. Lugar y fecha de nacimiento: Albacete, 12 de agosto de 1982. Residencia actual: Albacete. Estudios: Fotografía y diseño (Mateo Inurria), y escenografía teatral (E.S.A.D. Córdoba). en la actualidad cursa grado de Filosofía en la U.N.E.D. Ocupación actual: Artista plástico y músico.

Qué le interesa. El eje principal de mi trabajo se centra en la memoria. No tanto en su recuperación, sino en los diferentes estados y errores que se producen cuando un recuerdo es filtrado por esta. El paisaje, por tanto, es un vago recuerdo, una sombra distorsionada de lo que fue. La memoria licuada, poco objetiva, desemboca en piezas de contenido aparentemente absurdo o irreal, cuyo aspecto formal es una sucesión de imágenes que forman ricos espacios de planos superpuestos y ornamentos.

De dónde viene. Desde el año 2009 llevo desarrollando una labor expositiva intensa donde se han sucedido numerosas muestras colectivas e individuales. Destacaría, por orden cronológico, la itinerante del Certamen de Jóvenes Artistas de Castilla-La Mancha, que llevó mi obra por salas como Borrón, de Oviedo, la sala Unamuno de Salamanca o el Palacio del Infantado de Guadalajara. En 2013 paricipé en la colectiva «Un raro visitante II», en la madrileña Twin Gallery, comisariada por Jose Luis Serzo, junto a artistas como Mateo Maté o Alicia Martín.

Recientemente he publicado mi primer disco en solitario bajo el nombre de Nubero en el sello donostiarra Moonpalace Records

Recientemente expuse de forma colectiva en Factoría de Arte y Desarrollo en la muestra titulada «Espejo de sombras», que estuvo comisariada por Guillermo Martín Bermejo. Unos de mis trabajos más completos fue la exposición individual «Poemas cínicos de la cabaña», realizada en el museo Municipal de Albacete en 2013, donde mostré 72 piezas inéditas de mi trabajo.

Supo que se dedicaría al arte desde el mismo momento mismo en que… Desde muy joven sentí que quería dedicarme a algún trabajo relacionado con la creatividad. En mi casa siempre existieron libros y publicaciones relacionadas con la pintura. Ojeaba estos volúmenes en vez de cómics o libros infantiles. La música también fue una constante desde la infancia. Aprendí a tocar diversos instrumentos de forma autodidacta, y, con el tiempo, todos estos estímulos se convirtieron casi en una necesidad fisiológica que ha ido conformando mi personalidad, haciendo que me relacione con el mundo de una forma rica e intensa.

¿Qué es lo más extraño que ha tenido que hacer en el mundo del arte para «sobrevivir»? En esta profesión, me temo que «lo raro» está al orden del día, y acaba por convertirse en normal o recurrente. He realizado alguna que otra exposición en lugares que no están estrictamente destinados a ello; lugares, digamos, no con la mejores condiciones de espacio e iluminación, entre otras peculiaridades. Pero he aprendido de ello, y también a decir que no a diversas ofertas que no cumplen con los mínimos requisitos para ser llevados a cabo. El aprendizaje y miles de anécdotas divertidas es lo que nos queda de la situación de precariedad que envuelve el mundo del arte en España.

Su yo virtual. Descubrí la redes sociales relativamente tarde. Abrí una cuenta de Facebook por primera vez en 2010 y de Instagram en 2014. En ambos casos, en mis perfiles personales utilizo mi nombre real, y son utilizados tanto como para estar en contacto personal con amigos, como para mostrar mi trabajo y relacionarme con otros artistas y compañeros a los que admiro.

Tiendo a ser bastante crítico con mi trabajo, y he tenido mis dudas a la hora de plantear mi último proyecto, ahora en Factoría de Arte y Desarrollo

Pienso que este tipo de redes están absorbiendo el grueso de la atención que hace unos años poseía la página web de un artista, que, por otra parte, sigue siendo imprescindible mantener a nivel profesional. Yo mismo sigo conservando la mía, donde muestro una parte reducida de mi trabajo. En mi caso, las redes sociales me han ofrecido la posibilidad de iniciar diversos proyectos, establecer relaciones profesionales, incluso la consecución de becas y venta de obra. Sigo diversos blogs de pintura contemporánea como Supersocicart, a través de plataformas como Tumbr, y otros muchos porales.

.

El «selfie» de Borja Martínez Cebrián para «Darán que Hablar»
El «selfie» de Borja Martínez Cebrián para «Darán que Hablar»- B. M. C.

Dónde está cuando no hace arte. A parte de artista plástico, soy músico. Compongo y grabo mis propias canciones desde 2009, año en el que fui finalista del «Proyecto Demo» y «Contempopranea». Recientemente he publicado mi primer disco en solitario bajo el nombre de Nubero en el sello donostiarra Moonpalace Records. A finales de enero espero publicar en el sello catalán Discos de Kirlian otro L.P. de mi proyecto paralelo «Bilma», dúo pop donde comparto protagonismo con la cantante Isabel Bravo.

Le gustará si conoce a... Mis influencias como pintor son diversas, y abarcan diferentes épocas de la Historia del Arte. Desde El Bosco, pasando por Henri Rousseau y Matisse, Jean Dubuffet, el realismo americano, Philip Guston, la Escuela de Leipzig y cualquier tipo de figuración o pintura narrativa que tenga la capacidad de provocar en mi una sensación ambigua. Siento debilidad por Paco Pomet. Actualmente existen diferentes pintores de mi generación a los que admiro. Entre ellos destacaría la obra de Alejandra Freyman, pintora que no conozco personalmente, pero con la que me identifico totalmente por su sensibilidad y simbolismo.

¿Qué se trae ahora mismo entre manos? Acabo de terminar la serie pictórica «Espacio de gente sin historia» que ya está siendo expuesta desde el diez de noviembre en la madrileña Factoría de Arte y Desarrollo.

Las redes sociales me han ofrecido la posibilidad de iniciar diversos proyectos, establecer relaciones profesionales e incluso la consecución de becas y venta de obra

Paralelamente me encuentro inmerso en la grabación de las canciones que formaran parta del L.P. de Bilma titulado «La Trama». Después de estos trabajos tomaré un respiro para adquirir nuevas perspectivas y seguir trabajando en nuevos proyectos.

¿Cuál es su proyecto personal favorito hasta el momento? Quizá los últimos cuadros en los que he estado trabajando. Mi lenguaje pictórico está mucho más definido, y técnicamente estoy satisfecho. Personalmente tiendo a ser bastante crítico con mi trabajo, y he tenido mis dudas a la hora de plantear este proyecto. Pero estoy muy contento con el resultado final, independientemente de que se entienda o no.

¿Por qué tenemos que confiar en él? Quizá la exigencia de pedir a alguien que confíe en mí como artista se me escapa un poco. El artista simplemente pide, si es que pide algo, un segundo de observación por parte del receptor. Cada artista o persona posee una visión propia del mundo. Yo creo que aporto la mía como artista, basada en la sensación de absurdo que ofrece la realidad. La saturación es más humana, en general, que artística en concreto.

¿A quién cedería el testigo de esta entrevista? Quizá a artistas que me rodean y de los cuales aprendo siempre cosas; artistas con los que intercambio miedos y dudas. Autores de mi generación a los que admiro y quiero: Marian Venceslá, Ana Escribano, Llanos López Jiménez, Iván Romero... Fotógrafos, pintores, escritores con el talento suficiente para emocionarme.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios