Ruinas en Kerch
Ruinas en Kerch - WIKIPEDIA

Hallan unas «barbies» de hace 2.000 años en Crimea

Investigadores rusos han descubierto unas insólitas muñecas de terracota en la vivienda de una familia del Reino del Bósforo, un territorio vasallo del Imperio romano

MADRIDActualizado:

Unas insólitas marionetas de terracota, con los brazos y piernas articulados, figuran entre los objetos descubiertos en la excavación de una mansión del siglo I d.C en la ciudad crimea de Kerch.

El descubrimiento ha sido trabajo de investigadores del Instituto de Arqueología de la Academia de Ciencias de Rusia. La vivienda perteneció a una familia de clase media del Reino del Bósforo, un territorio vasallo del Imperio romano.

En el inventario excavado figuran numerosos fragmentos de vasos de cerámica romana, diversas estatuillas de terracota, joyas, lámparas, llaves y clavos de bronce, además de 150 monedas que se usaron durante los siglos I y II d. C.

En cuanto a las marionetas «se podrían llamar 'las Barbies helenísticas'. Servían de juguete para los niños», explicó en un informe oficial el encargado de la expedición arqueológica, el profesor Serguéi Vnúkov, citado por sputniknews.com.

El arqueólogo subrayó que los objetos hallados son una muestra perfecta del estilo de vida de una familia típica de clase media del Reino del Bósforo, ya que los arqueólogos no descubrieron «ni objetos caros de fabricación extranjera, ni monedas de oro o de plata u otros artículos de lujo».

El investigador explicó que en el edificio podrían haber vivido unos propietarios de tierras o arrendatarios, pero indicó que no se trataría de los llamados terratenientes romanos, aunque probablemente tenían varios esclavos.

Además de la mansión, los arqueólogos rusos descubrieron un asentamiento de la edad del Bronce Medio -del siglo II a. C.-, así como las ruinas de varias calles pertenecientes a las épocas del Imperio romano y la Edad Media.