RECREACIÓN

La Sierra de Cádiz se llena de bandoleros

Cerca de 800 personas participan en la celebración de la recreación histórica ‘Sangre y amor en la Sierra’

La Sierra de Cádiz se llena de bandoleros

Grazalema ya está inmersa en la celebración de la recreación histórica ‘Sangre y amor en la Sierra’. Un acontecimiento que alcanza este año su décima edición y en el que más de 800 personas participan como actores y figurantes con el objetivo común de retroceder en el tiempo: justo hasta 1832, año en el José María Hinojosa el Tempranillo –célebre bandolero- llega a Grazalema para asistir al parto de su hijo. Un nacimiento frustrado por el asedio de soldados del Rey Fernando VII, popularmente conocidos como migueletes. En la escaramuza mueren el crío y su madre María Jerónima Francés.

Ese relato es el elemento desencadenante de esta historia, pero no el único. Durante tres días –desde hoy viernes y hasta el domingo- la Plaza de los Asomaderos y diferentes enclaves del casco urbano de Grazalema, declarado Bien de Interés Cultural, serán la sede de siete escenarios para la representación de al menos 20 pasajes que recrean la Sierra de 1832. Dieciséis casetas bandoleras y cerca de una veintena de tabernas están preparadas para recibir a vecinos y foráneos que, según los datos de anteriores ediciones, podrán alcanzar la cifra de 20.000 participantes. La asociación cultural de recreación histórica Bandoleros de Grazalema afronta la organización de esta iniciativa –en la que se implican 300 personas- con el patrocinio del Ayuntamiento de Grazalema y de la Diputación Provincial de Cádiz.

La presidenta de Diputación, Irene García y el alcalde de Grazalema, Carlos García Ramírez, han inaugurado la recreación de este año. Ambos han valorado la pujanza de una población que es líder en el segmento del turismo interior y que en absoluto es conformista: pese a estar enclavada en un parque natural y con un caserío de singular atractivo no cejan de buscar alicientes para ser visitados, y así fomentar nuevas oportunidades de desarrollo económico.

Irene García ha valorado la capacidad del municipio para diversificar su economía y la actitud de una población volcada con la recreación, considerando que «uno de cada tres vecinos participa en esta fiesta». Carlos García Ramírez confirmaba la consolidación de Sangre y amor en la Sierra como un producto turístico beneficioso para toda la comarca; en similares términos se ha pronunciado José Garrido, presidente de la asociación promotora de esta recreación histórica. Con anterioridad al acto inaugural la presidenta de Diputación departió con Modesto Barragán, periodista de Canal Sur que mañana sábado pronunciará el pregón bandolero.

Sangre y amor en la Sierra es un crisol donde confluyen historia, cultura, espectáculo y etnografía. Indumentarias del siglo XIX, recuperación de oficios y recetas, muestras de artesanía, reproducción de costumbres ancestrales, exhibición de herramientas, útiles y aperos… convergen para vivir una experiencia única: en Grazalema.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios