SAN FERNANDO

Audiencia Provincial confirma a interventor y tesorera como investigados por el desfalco municipal

Desestima el recurso contra la imputación, presentado por la Fiscalía hace un año

El acusado Clemente Ruiz, (a la derecha) a su llegada al tribunal madrileño que le juzgó en 2015.
El acusado Clemente Ruiz, (a la derecha) a su llegada al tribunal madrileño que le juzgó en 2015. - LA VOZ

La Audiencia Provincial de Cádiz ha resuelto que la tesorera y el interventor del Ayuntamiento de San Fernando sean investigados en la causa penal sobre el robo de 7,8 millones de euros en la caja municipal entre junio de 2002 y abril de 2009, desestimando así la petición del Ministerio Fiscal, que en el año 2015 presentó un recurso de apelación contra la imputación de ambos.

Ante la resolución de la Audiencia, el equipo de gobierno del Ayuntamiento de San Fernando (PSOE-PA) ha expresado en un comunicado su «absoluto respeto» a las decisiones judiciales, que en este caso afectan a dos empleados públicos.

El gobierno local ha trasladado su deseo de que las autoridades judiciales «lleguen cuanto antes al esclarecimiento de los hechos», para poder determinar «con exactitud» a los responsables de las presuntas irregularidades y que «se pueda reponer el daño causado a al Ayuntamiento recuperando los fondos públicos».

En septiembre de 2015 estaba prevista en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de San Fernando la declaración como investigados de la tesorera y el interventor, si bien fue suspendida tras un recurso de apelación presentado por la Fiscalía. Según explicaron en su día fuentes del caso, el juzgado suspendió las citaciones a la espera de que la Audiencia resolviera el recurso.

Cabe señalar que el juzgado encargado de la instrucción penal emitió el 20 de julio de 2015 un auto en el que señalaba la posible implicación de los dos funcionarios municipales. Hasta ese momento, los principales investigados eran Clemente Ruiz y María José Lebrero por ser ambos los responsables de la caja en esas fechas. A lo largo de la instrucción también han sido investigadas por un posible delito de blanqueo de capitales tanto la esposa como la suegra de Ruiz.

El Ministerio Público también interesó en su día que se investigara la responsabilidad de ocho miembros de una familia de origen marroquí con la que Clemente tuvo negocios comunes, por lo que entendía que pudo participar en los hechos.

Respecto a esta familia marroquí, la Audiencia Provincial sí ha atendido la petición de la Fiscalía y ha dictado una orden de busca y captura internacional.

Así las cosas, el juzgado debe fijar fecha para que la tesorera y el interventor presten declaración como investigados en el marco de este procedimiento. Quedan pendientes una serie de diligencias antes de que pueda cerrarse la instrucción y fijar fecha para la celebración del juicio.

Delito de alcance

El juicio contable por el robo en la caja de San Fernando se celebró a mediados de octubre de 2013, considerando el Tribunal de Cuentas que los hechos eran constitutivos de un delito de alcance en los fondos públicos cuyo principal cuantificaba en 7.665.733,92 euros (la diferencia de la cantidad inicial de 7,8 millones se deriva de la prescripción de algunas responsabilidades).

En su sentencia, el Tribunal de Cuentas estimó parcialmente la demanda interpuesta por el Ayuntamiento isleño y declaró responsables directos a Ruiz y Lebrero, a quienes condenaba a pagar al Consistorio los 7,6 millones de euros más intereses legales.

Asimismo, el tribunal declaraba la responsabilidad contable subsidiaria de los exalcaldes andalucistas Antonio Moreno y Manuel María de Bernardo, condenando a cada uno de ellos al pago de 29.350 euros más intereses.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios