ASTILLEROS

El perfil australiano de Navantia

Este periódico visita en Sydney el portaaeronaves ‘Canberra’, construido en España a semejanza del ‘Juan Carlos I’

Imagen del LHD 'Camberra', que integra la flota de buques de la marina australiana
Imagen del LHD 'Camberra', que integra la flota de buques de la marina australiana - E. V.
ESTEBAN VILLAREJO Cádiz - Actualizado: Guardado en:

Australia se ha convertido en uno de los mejores clientes de Navantia. El pasado mayo, la empresa española se hizo con otro contrato para fabricar en los astilleros de Ferrol dos barcos logísticos, similares al BAC ‘Cantabria’ de la Armada Española, alumbrado en el astillero de Puerto Real y entregado en 2010.

Los astilleros gallegos se encargaron también de construir dos buques anfibios para este país, que se rematan en estos momentos en las factorías navales australianas. «El ‘Canberra’ y el ‘Adelaide’ supusieron un antes y un después no sólo para la proyección de la Marina australiana sino para el conjunto de las fuerzas armadas de Australia. Con ambos buques hemos entrado en otro nivel de capacidades, donde podemos integrar fuerzas de la Armada, de Tierra y de Aire con una proyección marítima».

Quien así se explica es el capitán de navío Philipp Hiatt, director de operaciones anfibias de la Royal Australian Navy (RAN), quien ha guiado a ABC-LA VOZ en la visita a uno de los dos buques insignias de la armada australiana, construidos en su casi totalidad por Navantia. Estamos en la base de Garden Island, en Sydney, puerto del LHD-2 ‘Canberra’. Desde la cubierta de vuelo, en la rampa de despegue, se observa el emblemático edificio de la Ópera de Sydney y el puente de la Bahía.

La historia del LHD ‘Canberra’ es la historia de éxito de Navantia en Australia. Un contrato, cuya ejecución en plazos y capacidades previstas, ha permitido la estrecha relación fraguada por el Ministerio de Defensa australiano, su armada y el propio astillero estatal español, hasta el punto de que éste último ha abierto filial aquí (Navantia Australia) con unos 90 trabajadores. Ahora aspira además a un futuro contrato para construir nueve fragatas. Sería el contrato de mayor cuantía jamás firmado por Navantia en el exterior.

Suscrito el contrato en noviembre de 2007, los astilleros de Fene-Ferrol Navantia construyeron el 85% del ‘Canberra’ y aportaron asimismo el trabajo de ingeniería para la consecución del proyecto. El restante 15% lo construyó el contratista principal, BAE Systems Australia, encargándose de la superestructura del buque ya en territorio austral.

En diciembre de 2015 se entregó el segundo, el ‘Canberra’, que ahora se encuentra en periodos de prueba hasta 2017, algo que no le ha impedido desplegarse en misiones humanitarias como fue el caso del tifón que asoló a las islas Fiyi en los meses de febrero y marzo. «También hemos realizado maniobras conjuntas con la US Navy», aclara Hiatt.

Los LHD australianos -fabricados a semejanza del ‘Juan Carlos I’ de la Armada Española- son portaaeronaves donde operan helicópteros y además, como buque anfibio, puede inundar su popa para crear una «playa» artificial desde donde zarpan sus doce lanchas de desembarco, construidas en los astilleros de Navantia en Cádiz. De esta manera puede transportar más de 1.400 soldados y desplegarlos en la zona deseada.

La visita con los mandos de la RAN nos lleva por instalaciones poco sensibles desde el punto de vista de la confidencialidad y seguridad operativa: el hospital integrado a bordo, el comedor, la cubierta de vuelo, el hangar de helicópteros así como la «playa» de desembarco.

Junto al director de operaciones anfibias de la RAN nos acompaña el segundo mando del buque, el capitán de fragata Jason Hunter. En su solapa: «HMS Canberra. For Queen and Country». No olvidemos que Australia es una monarquía cuya jefa de Estado es la Reina Isabel II.

Con una eslora de 230,8 m., una manga de 32 m. y una capacidad de desplazamiento de 27.831 Tn. el ‘Canberra’, así como su gemelo, el ‘Adelaide’, constituyen ahora mismo los dos buques de guerra de proyección de fuerza más importantes en el continente austral, con capacidad de influencia en la zona asiática, claro está junto a los portaaviones estadounidenses.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios