A pesar de la mejora de los datos, la tasa de paro en la provincia sigue siendo la mayor de España.
A pesar de la mejora de los datos, la tasa de paro en la provincia sigue siendo la mayor de España. - L.V.
EPA 2017

Cádiz cierra 2017 con casi 27.000 parados menos

La EPA del cuarto trimestre revela una disminución de la tasa de paro de más de 3% respecto al año anterior

CádizActualizado:

El mercado laboral en la provincia comienza a afianzar su movimiento positivo. Así lo revelan los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondiente al cuarto trimestre de 2017 que ha publicado este jueves el Instituto Nacional de Estadística (INE). De este modo, Cádiz ha terminado 2017 con 392.400 personas ocupadas, 11.500 más que al término de 2016 y con 168.300 parados, 26.700 menos que el año anterior.

Respecto a la tasa de paro, ésta ha disminuido un 3,85%, situándose en el 30,01%, aunque sigue siendo la más alta de España. Además, la tasa de actividad también se ha reducido en un discreto 1,53%, siendo del 54,92% en diciembre del año que acaba de finalizar.

El presidente provincial del PP de Cádiz y delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz ha afirmado que, estos datos, «demuestran que las políticas activas de empleo del PP así como las reformas emprendidas en su día por el gobierno de Mariano Rajoy funcionan». Asimismo, Sanz ha destacado la consolidación del proyecto global de Navantia, «donde se apuesta por el mantenimiento de todas las factorías, consiguiendo unos 15.000 empleos indirectos, inducidos y directos», unos números que ha calificado como «muy positivos». Con todo ello, Sanz entiende que «se confirma la modernización de la industria naval en la Bahía y en la provincia y que Navantia se dirige hacia la industria 4.0, con un modelo de trabajo moderno, tecnológico que dará sus frutos en nuevos puestos de trabajo».

Cara y cruz

No obstante, al comparar los resultados con el trimestre anterior, se observa que el número de parados en la provincia se ha incrementado, debido al final de los contratos de la temporada veraniega. De este modo, el número de ocupados se ha reducido en 25.600 personas y la tasa de actividad en un 1,67%, mientras que el de parados ha subido en 8.800 personas y la pasa de paro en un 3,41%.

A este respecto, la presidenta de la Diputación de Cádiz ha reconocido que el último dato de la EPA es malo respecto al trimestre anterior, por cuanto supone un rebrote del desempleo en una época tradicionalmente mala para el empleo en la provincia. Sin embargo, ha continuado la presidenta, «ese aumento de parados es notablemente inferior que el registrado en el mismo último trimestre de 2016».

En palabras de García, aunque se está produciendo una paulatina disminución del desempleo, como demuestra la evolución interanual, «queda mucho por hacer y todo esfuerzo es poco». Por ello, ha incidido en que «no sólo hay que generar nuevos empleos, sino apostar por la calidad de los mismos y por la recuperación de los derechos laborales y las condiciones salariales perdidas». Aunque quiso manifestar el lado positivo de estos datos, «no podemos ocultar que una de cada cinco personas que estaba desempleada hace dos años en la provincia de Cádiz ahora no lo está».

No obstante, para Comisiones Obreras «la Encuesta de Población Activa del 2017 refleja una grave situación de desempleo estructural en la provincia de Cádiz». Para el sindicato, «el escaso empleo creado es de muy baja calidad», por lo que su objetivo para este año «es recuperar el empleo de calidad y los derechos que fueron cercenados por las dos anteriores reformas laborales». Según CCOO, la caída de la ocupación respecto al trimestre anterior es un dato preocupante «que refleja la alta estacionalidad del empleo que se crea». Asimismo, la tasa de paro de Cádiz, del 30% «13.46 puntos más que la media del conjunto de España y 5.5 puntos por encima de la media de Andalucía» indica que «seguimos estando muy lejos de una convergencia real económica y de generación de empleo con otros territorios de nuestro país». El sindicato incide en destacar «lo lejos que estamos en la provincia de una recuperación real en los mismos términos anteriores a la crisis cuya tasa de paro en el 2007 era de 17.35%».

Además, la EPA del cuarto trimestre de 2017 también pone de manifiesto la reducción de la población activa y la situación demográfica actual en la que cada vez son más los jubilados en la provincia y la incorporación al mercado laboral se produce a una edad más tardía. Así, el número de activos disminuye en Cádiz en 15.200 personas respecto 2017, mientras que el de inactivos aumenta en 15.900.