Tribunales

Una sentencia judicial desestima declarar en ruina la Escuela Náutica

La Junta había presentado un recurso para conseguir esta declaración, que ya contaba con la oposición del Ayuntamiento de Cádiz

Una sentencia judicial desestima declarar en ruina la Escuela Náutica

La Junta de Andalucía tendrá que buscar una nueva salida para poner en valor el edificio que albergaba la antigua Escuela Náutica. Su intento para conseguir la declaración de ruina urbanística para el histórico edificio situado frente a la playa de La Caleta se ha frenado en seco tras darse a conocer la sentencia del Juzgado de lo Contencioso número 3 de Cádiz, en la que se desestima dicha petición.

Con esta declaración, la administración autonómica, a través de la Consejería de Hacienda y Administración Pública, pretendía llevar a cabo un proyecto que pasaba por el derribo y la construcción de nuevas instalaciones. Sin embargo, esta decisión de la justicia, le obliga a que cualquier proyecto se tenga que basar en el actual edificio, que se encuentra en un evidente estado de abandono.

Por su parte, con esta sentencia se da respuesta a la argumentación del Ayuntamiento de Cádiz, que siempre se opuso a esta declaración, al entender que el edificio formaba parte del patrimonio de la capital. De hecho, el Consistorio siempre ha puesto de relieve que el grado de protección 3 ambiental que tiene la finca en el Plan General de Ordenación Urbana, impedía la demolición de la fachada y del puente que tiene forma de mástil y conforma el patio del edificio.

No obstante, desde la Junta de Andalucía siempre han puesto sobre la mesa los criterios económicos para hacer valer su posición. Incluso presentaron el informe elaborado por una arquitecta sevillana en la que se constata que el coste de las reparaciones necesarias para recuperar el edificio es superior al límite del deber normal de conservación, es decir, que repararlo costaría más de la mitad que construir uno igual.

Sin embargo, estos criterios no han sido suficientes para convencer a la justicia y la Junta de Andalucía tendrá que barajar ahora otras opciones para poder llevar a cabo un proyecto urbanístico muy importante para recuperar el frente litoral del casco histórico.

Uno de los sectores de la ciudad que más había criticado este argumento de la Junta de Andalucía era el de los arquitectos, que siempre ha creído en el matenimiento del patrimonio histórico de la ciudad.

El edificio cerró sus puertas en el año 2008 sin que se haya actuado desde entonces. En principio, el edificio iba a ser destinado a uso administrativo para albergar las oficinas de varias delegaciones de la Junta de Andalucía. Sin embargo, el coste del proyecto se cifró en más de 20 millones de euros, lo que a día de hoy lo hace prácticamente inviable.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios