El foco de la infección estuvo, según se estima, en unas tortillas de patatas
El foco de la infección estuvo, según se estima, en unas tortillas de patatas - L. V.
SUCESO

La patronal hostelera, «destrozada» por la intoxicación

El presidente de Horeca asegura que nunca hubo tantas inspecciones sanitarias como en la actualidad

CÁDIZActualizado:

La intoxicación masiva que tuvo lugar este fin de semana por salmonelosis, cuyo número de afectados asciende ya a 61, ha dejado muy tocada a la hostelería gaditana. A pesar de haber sido un caso aislado, aunque sumamente grave -tanto que se investiga si la muerte de joven de 26 años está directamente relacionada con la intoxicación-, hay temor a que la imagen del colectivo quede dañada en un momento clave para el sector.

El presidente de la patronal gaditana, Antonio de María Ceballos, afirma sentirse «destrozado» por el caso, especialmente por la terrible noticia del fallecimiento del joven gaditano residente en San Fernando. De María asegura que en las últimas horas están recibiendo adhesiones de apoyo de distintas organizaciones profesionales del resto del país.

Antonio de María asegura que «en mi vida he conocido un caso igual» y se muestra cauto a la espera de conocer los resultados de la investigación que se está llevando a cabo. Aun así, apunta a tres posibilidades: «Puede haberse dado un mala praxis en la manipulación de los alimentos; puede que se hayan usado productos en mal estado; o que los huevos que se usaron para hacer las tortillas vinieran ya caducados». En cualquier caso, el presidente de los hosteleros sostiene que «hoy en día lo habitual es que se utilicen productos frescos o en el caso de las tortillas, que se usen las congeladas, que ofrecen todas las garantías sanitarias, sobre todo para estos casos en los que se sirven muchísimo».

En ese sentido, De María hace un llamamiento a la ciudadanía para que pregunte siempre si la comida ha sido elaborada en el mismo día y sobre todo que «tenga mucho cuidado si van a comprar algo en los puestos que no están regulados y que aparecen en estas fechas. En los establecimientos hosteleros hay mucho más control, pero en esos tenderetes no se reúnen los requisitos sanitarios necesarios».

A pesar de que en Horeca son conscientes de que en estos momentos hay una «mancha» sobre el sector en la ciudad, se explica que «la hostelería gaditana nunca estuvo mejor que ahora. Hay inspecciones periódicas de Sanidad, especialmente en periodos como el Carnaval, el verano u otros grandes eventos. Para nosotros es una garantía que Sanidad esté encima. Los profesionales tienen más formación que nunca y las cocinas están bien dotadas».

A la espera de conocer más datos sobre lo acontecido, desde Horeca muestran su preocupación por el propio empresario del bar en el que se localiza el foco de la infección, «porque entendemos que nadie va a hacer algo así a conciencia». Y sobre todo, el mayor énfasis lo pone Antonio de María en trasladar las condolencias de la patronal hostelera gaditana a los familiares del joven fallecido, así como su solidaridad con las decenas de personas afectadas.