Está previsto que la vieja Comisaría de la Avenida se convierta en un hotel.
Está previsto que la vieja Comisaría de la Avenida se convierta en un hotel.
CÁDIZ

El Gobierno, firme en su compromiso de hacer una nueva Comisaría en Cádiz

El delegado del Gobierno confía en que Ayuntamiento de Cádiz y ADIF lleguen a un acuerdo para que en 2018 el proyecto vea definitivamente la luz

Actualizado:

El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, se mantiene firme sobre el compromiso del Estado de hacer una nueva Comisaría Provincial en Cádiz. En declaraciones a LA VOZ, Sanz ha insistido en la necesidad de llevar a cabo este proyecto aunque reconoce que le gustaría «que avanzara más rápido». Sin embargo, Interior tendrá que seguir esperando a que el Ayuntamiento de Cádiz y ADIF se pongan de acuerdo sobre el antiguo equipamiento y los nuevos terrenos anexos a la estación, donde se prevé levantar las nuevas dependencias, para que el plan sea por fin una realidad. La construcción de la nueva Comisaría pasa porque se concrete uno de los planes urbanísticos más ambiciosos de la capital gaditana:la remodelación de todo el entorno de la Plaza de Sevilla. «Es un paquete complejo de cerrar pero el Gobierno mantiene su compromiso con la Comisaría», incide el delegado.

«Desde Interior tenemos claro cuál es la operación posible, lo que queda es que se materialicen los acuerdos de la zona influenciada». Según el delegado «las negociaciones avanzan. Los contactos están abiertos. Nos gustaría poder avanzar más rápido y pondremos todo nuestro empeño en este 2018 en que todo termine con éxito, pero si no hay acuerdo no podremos construirla», advierte.

Para Sanz las nuevas dependencias son «completamente necesarias», tanto desde el punto de vista de la seguridad como por la infraestructuras que exige el Cuerpo Nacional de Policía. «Tengo confianza en que haya resultados en 2018 aunque dependemos de un acuerdo que no está en nuestras manos».

Sanz:«Tengo confianza en que haya resultados en 2018, porque si no hay acuerdo no podremos construirla»

La espera

Pero mientras que no se producen estos esperados acuerdos, la situación sigue igual que desde que en verano de hace dos años los policías tuvieron que mudarse del edificio de la Avenida al Pirulí. Y es que la elección de los terrenos del futuro emplazamiento ha sido clave en esta espera.

El hecho de que su avance dependa de un acuerdo a tres bandas: Ayuntamiento, ADIFy administraciones, ha atado su construcción a un plan, el de la Plaza de Sevilla, que lleva enmarañado más de dos décadas. Lo último que se ha sabido es que el Ayuntamiento asumirá parte de la urbanización que iba a hacer ADIF y que a cambio se quedará con la parcela del lateral de la estación (donde se levantarán las nuevas dependencias policiales) y con el edificio de la vieja Comisaría que se transformará en un hotel. De momento, los agentes tendrán que seguir armándose de paciencia en un edificio, el del Pirulí, que, como denuncian los sindicatos, es limitado y «no reúne las condiciones necesarias para el trabajo policial».

Fue en agosto de 2016 cuando la Policía Nacional tuvo que hacer la mudanza de forma forzosa. El edificio de la Comisaría de la Avenida de Andalucía tenía «serios daños estructurales» que, entre puntales y grietas, les obligaron, y tras numerosas denuncias sindicales, a salir de allí. Después de barajar diferentes emplazamientos de la ciudad, finalmente la opción que se tomó fue alquilar a Telefónica las dependencias del Pirulí y adaptar este emplazamiento para que en él pudieran trabajar «temporalmente» los agentes. El problema es que esa eventualidad se ha ido dilatando en el tiempo, mientras que los inconvenientes para el trabajo diario de los policías continúan.

Los agentes se trasladaron al edificio del Pirulí.
Los agentes se trasladaron al edificio del Pirulí.

El Secretario de Estado de Seguridad, José Antonio Nieto, se comprometió hace meses en una visita a Cádiz a hacer todo lo que estuviera en su mano para poner fin a esta «necesidad evidente». «La apuesta de la Secretaría de Estado es hacer una Comisaría nueva. No hay otra solución. Todo lo demás son atajos y parches», dijo.

Pero hasta que llegue ese momento, el Pirulí seguirá albergando la Comisaría Provincial con los «problemas que conlleva no disponer de un edificio adecuado a las funciones policiales», como han venido denunciando sindicatos como el SUP o la UFP. Entre los más importantes, la ausencia de calabozos. Interior descartó hace ya tiempo construirlos. Además la propiedad, Telefónica, tiene previsto en un futuro (se supone que cercano)dar a ese espacio un uso hotelero por lo que esa obra tampoco encaja en sus planes.

La ausencia de calabozos o de prácticas de tiro, principales inconvenientes de la falta de unas dependencias adecuadas

La falta de calabozos «complica» el trabajo diario de los agentes que tienen que ir repetidamente hasta la Comisaría de San Fernando a llevar o recoger detenidos. Esta circunstancia además provoca que las dependencias isleñas a menudo se colapsen, lo que supone también otro inconveniente para sus efectivos.

Pero hay más carencias en el Pirulí. Entre otras, la ausencia de una galería de tiro, lo que obliga a los policías a ir hasta Sanlúcar a las prácticas obligatorias.