Ciudad

Decenas de multas para peatonalizar el centro de Cádiz en Navidad

Los ciudadanos protestan por la falta de señalización en la zona durante el día de ayer

CÁDIZActualizado:

Casi un centenar de multas han dado la bienvenida esta mañana a los propietarios de las motos que estaban estacionadas en el aparcamiento habilitado para este fin en la Plaza de Mina. El Ayuntamiento de Cádiz ha decidido imponer la peatonalización del centro de Cádiz prevista para estas Navidades con contundencia y sin dar tregua a los vecinos y residentes de la zona, que han recibido la información sobre el plan municipal directamente en forma de papel rosa con el que se notifican las sanciones.

Tan solo cuatro discos con la prohibición de aparcar en toda la Plaza de Mina se encargan de avisar a los conductores de esta nueva peatonalización, que ha entrado en vigor durante la jornada de hoy y con un día de retraso porque las señales ni siquiera habían sido instaladas con la suficiente antelación para informar a los conductores.

De hecho, estas señales se colocaron el pasado miércoles, cuando muchas de las motocicletas que han sido sancionadas esta madrugada por la Policía Local ya estaban allí aparcadas desde varios días antes.

Protestas

Los ciudadanos que han ido llegando a la zona y han comprobado que han sido multados han protestado airadamente contra el Ayuntamiento de Cádiz por la falta de información sobre el tema. Y además, alegan que cuando aparcaron en el lugar no estaba todavía señalizado, es decir, no tenían conocimiento de que a la mañana siguiente no se podría tener los vehículos estacionados en ese lugar. «Lo normal es hacer las cosas bien y que los agentes hubieran estado avisando primero a los conductores sobre las nuevas normas. A mí no se me ha ocurrido buscar un cartel para saber si se puede aparcar aquí porque llevo haciéndolo los últimos cinco años de mi vida. Además, para encontrar las señales que han puesto hay que rebuscar, no se ven con claridad», ha apuntado uno de los afectados por las multas, que ha agregado que iba a recurrir la sanción.

Otros vecinos culpaban directamente al concejal David Navarro y apuntaban al afán recaudatorio del equipo de Gobierno. «La Policía no tiene culpa, ellos han venido porque el propio David Navarro ha dado la orden para que vengan y multen a todos. Así actúa este señor», apuntaba uno de los propietarios de una motocicleta, que lucía el papel rosa en el sillón. Otra de las quejas de los usuarios de esta zona, son la falta de alternativas propuestas desde el equipo de Gobierno a la hora de poner en marcha este plan. «Nos mandan hasta la Plaza de España o Plaza Argüelles para estacionar la moto», ha puntualizado otro vecino con indignación.

Algunos de los afectados han sido los propios empresarios de la zona, que han asegurado que en ningún momento han sido informados por los responsables municipales. De hecho, durante toda la mañana, los vehículos han transitado por la zona sin que nadie les haya multado. Tan solo a primera hora de la mañana, una patrulla de la Policía Local ha informado a los conductores que hacía falta una autorización para acceder a la zona y ha informado durante poco más de una hora del plan municipal. Posteriormente, los agentes se han ido y todo ha seguido igual que ayer.

Decenas de conductores han seguido dejando sus vehículos aparcados en la zona, sin darse cuenta de los dos discos que ocupan los 100 metros de estacionamiento.

Hay que recordar que el Ayuntamiento de Cádiz anunció la semana pasada en una rueda de prensa este Plan Especial de Movilidad que supondrá la peatonalización de varias calles del centro de forma temporal, durante las fiestas navideñas. Para ello, se han establecido dos itinerarios peatonales de acceso al casco histórico: Uno por la calle Rubio y Díaz, con salida por Sánchez Barcaiztegui, y que llega hasta la plaza de Candelaria, El Palillero, Montañés, etcétera; y el segundo por la calle Beato Diego, con salida por Antonio López, pasando por San Pedro, Plaza de Mina, Cánovas del Castillo, etcétera. Y a su vez, con motivo de este plan temporal, se van a peatonalizar las calles Cervantes, la plaza Gaspar del Pino, San Miguel, San Francisco Javier Olaza, la plaza de la Cruz Verde, la calle Cruz y un lateral de la plaza San Antonio.

El plan contempla también reducir el horario de carga y descarga en el interior del casco histórico, hasta las 12 horas, y se aumentará en la circunvalación, hasta las 20 horas. Y se han modificado cuatro paradas de taxi: la de la Catedral se ha trasladado a Arquitecto Acero, la de San Juan de Dios al tramo más próximo a la avenida del Puerto, la de San Antonio se ha desplazado unos metros en la misma plaza y se ha suprimido la de El Palillero. Eso sí, el acceso a vehículos de emergencias, seguridad y servicio público está permitido por las calles peatonales, incluido el paso de los taxis.