Cadiz mira a Barcelona en su proyecto de integración del muelle en la ciudad

José Luis Blanco encabeza la delegación gaditana que este jueves visita el puerto de cruceros líder en Europa

CÁDIZActualizado:

El presidente de la Autoridad Portuaria de Cádiz, José Luis Blanco, ha encabezado este jueves la visita institucional de la delegación gaditana al Port de Barcelona, en la que han estado también representados el Ayuntamiento de Cádiz, la Junta de Andalucía, la Diputación provincial de Cádiz, la Confederación de Empresarios de Cádiz, comerciantes y otros colectivos como los estibadores. 

El presidente del puerto catalán, líder del sector cruceros en toda Europa, Sixte Cambra, ha acompañado a la delegación gaditana a la que ha explicado en las instalaciones portuarias que el Port de Barcelona es la principal infraestructura de transporte y servicios de Cataluña y un puerto referencia en la región euromediterránea. Ha señalado a su vez que es un puerto diversificado “por lo que podemos decir que se trata de cinco puertos en uno: puerto comercial, puerto  de la energía, puerto de cruceros, puerto logístico y el puerto ciudadano (Port Vell)”.

La designación de Barcelona como sede de los Juegos Olímpicos en 1992 fue la”gran oportunidad histórica” para integrar el puerto en la ciudad y el pistoletazo de salida para convertir a la capital catalana en un referente como puerto de cruceros. 

De hecho, actualmente en este puerto se registran 2,7 millones de cruceristas al año, hay 750 escalas de buques y cuenta con seis terminales marítimas dedicadas exclusivamente a los cruceros, estando preparadas para atender a embarcaciones de grandes dimensiones. 

Además de ser el primer puerto de cruceros de Europa, es el cuarto puerto base del mundo generando una facturación de 796 millones de euros al año y más de 7.000 puestos de trabajo permanente. 

Para Cambra, hay tres claves importantes a tener en cuenta a la hora de desarrollar un proyecto de integración del puerto en la ciudad. En primer lugar, ha indicado que la Autoridad Portuaria debe tener un liderazgo en el mismo, interviniendo en un primer momento para hacer posible su puesta en marcha. Por otro lado, la complicidad del resto de las administraciones y como parte fundamental está la implicación del sector privado, “clave en este proceso”.

José Luis Blanco junto al presidente del puerto de Barcelona durante la visita
José Luis Blanco junto al presidente del puerto de Barcelona durante la visita-LA VOZ

Un sistema a través de la concesión

Tras la exposición del presidente del Port de Barcelona, el director de gerencia del puerto ciudadano, Port Vell, Joan Coldecarrera, ha realizado una presentación de cómo se consiguió integrar el puerto en la ciudad, que vivió durante décadas a sus espaldas, destacando que más de 16 millones de personas pasan al año por dichas instalaciones. Ha destacado a su vez que el éxito de Port Vell ha contribuido a “acercar y dar a conocer el Port de Barcelona a los ciudadanos”. 

En este puerto urbano, con 8.000 personas ocupadas y unos ingresos que superan los cuatro millones de euros, se concentran equipamientos de ocio y servicios divididos en área de negocios, área cultural y de formación, área comercial y de ocio, área deportiva y marítima y área portuaria y náutica. 

El sistema que se ha llevado a cabo en Barcelona es que el puerto ciudadano se gestiona a través de una sociedad y con concesiones, “hecho que nos permite obtener unos ingresos directos para el puerto por tasas de ocupación que ahora nos ayudan al desarrollo del puerto comercial”.

Los representantes del puerto catalán han destacado el a desarrollar en la capital gaditana cuenta con un producto diferenciado. Y es que, en su opinión, “Cadiz tiene un valioso patrimonio histórico y cultural, una gran amabilidad y hospitalidad de los gaditanos y la gente que la visita siempre quiere volver. Todo ello es un valor añadido a la hora de desarrollar este proyecto”.

Por su parte, el presidente de la Autoridad Portuaria de Cádiz, José Luis Blanco, ha mostrado su satisfacción ante el recibimiento de los representantes del puerto de Barcelona, “de los que nos traemos tantos sus aciertos como sus errores para desarrollar en Cádiz, en menor escala, este proyecto del que somos conscientes vamos con retraso”.

Blanco ha insistido en la importancia de la implicación tanto de las administraciones públicas como de la iniciativa empresarial resaltando que “es imprescindible el empuje y las ganas de hacer negocio del sector privado para que podamos hacer realidad este proyecto en la ciudad”.

El presidente de la APBC ha subrayado además que el suelo portuario de Cádiz “es de primera calidad tanto por sus condiciones como por su precio”, por lo que será más fácil para el sector privado asentarse en el mismo.