El niño jerezano con cardiopatías severas será atendido en el Hospital Gregorio Marañón

El hospital madrileño será ahora el centro de referencia de Marcos Carribero

CÁDIZActualizado:

Marcos Carribero, el niño jerezano que padece tres cardiopatías severas congénitas, será atendido en el Hospital Universitario Gregorio Marañon de Madrid, por lo que el hospital madrileño será ahora su centro de referencia, según ha informado la plataforma de incidencia política y social Osoigo.

La semana pasada, el padre de Marcos, Juan Carribero, acudió al Congreso de los Diputados para reunirse con el diputado del grupo parlamentario EAJ/PNV, Joseba Agirretxea, y solicitar ayuda para afrontar los costes de las operaciones a las que se tiene que se tiene que seguir sometiendo el niño, después de haber pasado ya 45 veces por quirófano a causa de su enfermedad.

El padre relató que el pequeño Marcos tiene ahora 14 años y padece desde que nació tres cardiopatías severas congénitas que entran dentro de las catalogadas como enfermedades raras. La primera intervención a la que fue sometido tuvo lugar a los 14 días de nacer, a raíz de ahí las intervenciones han continuado hasta llegar a las 45 a día de hoy, aunque el futuro tendrá que ser intervenido más veces.

Los padres del niño han llegado a «tener que vender sus pertenencias e hipotecar su casa» para poder costearse las intervenciones de su hijo. Es más, en una ocasión, después de que en muchos hospitales de España no les garantizasen operar con éxito a su hijo han tenido que irse a los Estados Unidos, concretamente a Boston, para poder recibir la atención necesaria.

Carribero pidió ayuda al Congreso porque su familia «necesita ayuda» y su situación es prácticamente límite. «Estamos atados de pies y manos, y sabemos que habrá familias en las mismas circunstancias, pero nosotros vivimos de alquiler y no podemos pagarlo. Que nos ayuden, que estos casos son únicos y deberían tener atención y ayudas», ha solicitó

Apenas una semana después de mantener una reunión con el diputado Agirretxea y con Jon Martín, portavoz de la plataforma de incidencia política y social Osoigo, los padres de Marcos Carribero, han recibido una llamada «muy esperada desde hace cuatro años» en la que se le ha comunicado que el Hospital Universitario Gregorio Marañon, de Madrid, será el nuevo centro de referencia de su hijo.

Según ha relatado la plataforma, «desde 2013» lleva la familia Carribero luchando para que se reconozca a este centro como el de referencia para el joven. Los jefes de pediatría y los cardiólogos del hospital de Jerez incluso solicitaron por escrito esta medida. Carribero tendrá ahora como cardiólogo al prestigioso José Luis Zunzunegui, que ya operó a Marcos en Sevilla.

Así pues, finaliza «una de las muchas luchas» de Marcos y que hará un mes llegó a la plataforma Osoigo, dónde su padre lanzo una acción pidiendo a ocho políticos del Congreso de los Diputados que escuchasen el caso de su hijo personalmente y el de otras miles de personas que sufren cardiopatías congénitas en España. La acción lanzada ha favorecido que el caso de Marcos, y el de miles de personas, salgan a la luz y haya recibido una llamada que "supondrá que Marcos ahora pueda ganar calidad de vida".