Cádiz Provincia - Chiclana

Escasas incidencias en Chiclana pese a los 130 litros caídos durante el fin de semana

Sólo se produjo inundación en la calle Polonia por la crecida de un arroyo colindante

Escasas incidencias en Chiclana pese a los 130 litros caídos durante el fin de semana

Los datos pluviométricos registrados por Chiclana Natural constatan un volumen de precipitaciones en la ciudad que alcanzó los 130 litros por metro cuadrado durante el pasado fin de semana. Las lluvias caídas dejaron 33 litros el domingo, 74 el sábado y 23 el viernes, cantidades a las que habría que sumar los 34 litros caídos de lunes a jueves para totalizar una de las semanas más lluviosas de los últimos años, con 164 litros por metro cuadrado. Los registros son similares a los de otras poblaciones cercanas, que durante el fin de semana sufrieron episodios de inundaciones, como Vejer, con 180 litros y Conil, con 150.

En cuanto a las incidencias, más allá de las zonas declaradas como inundables y el extrarradio, que sufrieron diversas inundaciones, en el área de influencia de Chiclana Natural éstas fueron poco reseñables, salvo inundación de la calle Polonia en San Andrés de Golf, debido a la crecida del arroyo colindante que evitaba el desagüe; así como el desplazamiento de algunas tapas de alcantarillado en la zona de Coto Campa, principalmente.

La ausencia de incidentes resulta igualmente destacada en lugares donde las inundaciones eran una constante cuando las precipitaciones arreciaban, caso de la Rana Verde y las zonas bajas del casco urbano. Las inversiones realizadas en los Sistemas Generales han demostrado una gran operatividad, como también las mejoras han sido evidentes en la glorieta de la Venta Agustín, La Pedrera o, incluso, en la última obra que se ha venido ejecutando en la calle Atlántida.

No menos significativo es el resultado de la limpieza llevada a cabo en los últimos meses en cauces y arroyos en zonas que requerían de un tratamiento especial previo a la llegada de las lluvias, como Pozo de la Boyal, Ahogarratones y Caño Tejarejo. En este sentido, la mejora en el estado de conservación de sus cauces ha permitido una bajada de las aguas más fluida, minimizando en parte los episodios de inundaciones de otras ocasiones.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios