RECONOCIMIENTO

Cádiz reconoce la labor profesional y humana del doctor Alfredo Quiñones

Actualizado:

Cercano, risueño, profesional y humano. Así es el doctor Alfredo Quiñones y así ha recibido, desde el atril de la Casa Iberoamérica, el VII Premio de Cirugía Cortes de Cádiz. El alcalde de la ciudad, José María González, ha hecho entrega este martes del galardón al prestigioso neurocirujano, conocido como ‘Doctor Q’. En primer lugar, el regidor ha destacado que este premio, además de poner en valor la gran trayectoria profesional de Alfredo Quiñones-Hinojosa, «premia valores como la perseverancia, la tenacidad y la superación». Por ello, supone «un reconocimiento a su valor humano y un deber de continuar en la senda por la que transita», recalcó.

Por su parte, el doctor Quiñones ha recibido esta mención mostrando su faceta más humilde y humana, recordando y desgranando todos los retos que ha ido superando a lo largo de su vida. Agradecido en todo momento al pueblo de Cádiz, el neurocirujano también ha confesado «no tengo palabras». Pero sí las ha tenido. Y como un auténtico orador ha compartido sus hazañas, anécdotas y labor heroica ante la mirada expectante de los asistentes. Del mismo modo, ha destacado que «este premio no es un reconocimiento para mí, sino para toda mi familia y a su vez, es una esperanza para la vida». 

Un héroe en su patria, México

 Asimismo, ha confesado «cuando miro a los niños me recuerdan a mi niñez», evocando con nostalgia aquel momento en el que con tan sólo once años, «brincó» la frontera entre México y EEUU, para conseguir dinero y ayudar a su humilde familia. Al hilo de todo ello, el doctor mexicano ha explicado que ahora hay una frontera más alta, en la que «no podemos sostenernos como seres humanos». Especialmente emocionado, ha afirmado sentirse «Robin Hood en México».

En este sentido, ha incidido en que parte de su vida la ha dedicado a «construir puentes entre personas, entre países y entre continentes frente a las fronteras creadas por los seres humanos y ojalá sigamos construyendo». Por ello, ha destacado que «este galardón es simbólico por todo lo que significa de cara al futuro».

Así, además de su trayectoria personal y profesional, ha relatado su implicación en la Fundación Missión Brain a través de la cual realizan numerosas intervenciones quirúrgicas en México. «No se trata sólo de realizar las operaciones difíciles que allí no se atreven a ser, sino de dar a los médicos de allí la seguridad, la confianza necesaria y los medios para que ellos mismos las realicen».

Por último, el presidente de la Real Academia de Cirugía de Cádiz, José Antonio Girón, ha recordado a Alfredo Quiñones que la entrega de este premio es un reconocimiento pero también una responsabilidad, la de llevar el nombre de Cádiz.

Finalmente, el alcalde de Cádiz ha querido recalcar que «el premio va más allá de los méritos profesionales, porque reconocemos toda una vida de lucha contra el sistema establecido, al no conformarse con las cartas que la vida le repartió al nacer». El primer edil concluyó asegurando que «es un ejemplo de superación, porque estamos obligados a superarnos y a mejorar nuestras vidas».