Thomas celebra su gol con el Atlético ante el Deportivo
Thomas celebra su gol con el Atlético ante el Deportivo - EFE
Atlético

Thomas, el salto de calidad del paciente ghanés

Profundamente religioso, el centrocampista despierta admiración en su país y comienza ser decisivo en el Atlético

Actualizado:

«Solo por ver moverse al 5 del Atlético mereció la pena el partido». La reflexión, el pasado mes de septiembre tras el partido de la Champions en Roma, hacía referencia a Thomas y tenía el aval de Totti, ilustre del fútbol que se quedó asombrado del sacrificio y la capacidad de trabajo del ghanés en ese partido.

Unas cualidades que abrieron las puertas de la cantera rojiblanca a un centrocampista que ingresó en el juvenil, que pasó por el filial y que terminó de formarse con cesiones en el Mallorca y el Almería. Porque la paciencia es otra de las virtudes de un futbolista que nunca pierde la fe y que, con 24 años y en su tercera temporada en la primera plantilla, ha terminado de dar el salto de calidad que los técnicos esperaban de él. También de convencer a Simeone, que siempre ha visto en él a un jugador con un futuro extraordinario.

Porque Thomas, con contrato hasta 2022, nunca ha bajado los brazos a pesar de que, al principio, le costó incluso entrar en las convocatorias del entrenador que ha acabado de pulir a un jugador incansable en la destrucción. Con un poderoso tren inferior y una gran fortaleza física, el argentino le pedía más en ataque y esta temporada ya lleva dos goles en la Liga, los mismos que consiguió en su primera campaña con el Atlético (2015-16) y uno más que el pasado curso.

Profundamente religioso, Thomas, internacional con Ghana, despierta ahora admiración en su país y comienza a ser decisivo en su club gracias a su potente disparo. Lo demostró ante el Qarabag y ayer repitió en Riazor dando la victoria a su equipo con un potente lanzamiento en el tiempo de prolongación. Un éxito que no se le sube, ni mucho menos, a la cabeza. «Estoy bien, contento con mi trabajo y voy a seguir luchando para seguir teniendo minutos», fue su declaración de intención al ser entrevistado después de la victoria ante el Deportivo. Porque Thomas, ante todo y como reclama Simeone, es un hombre de equipo.