Estudiantes de la Complutense a las puertas de una de sus facultades
Estudiantes de la Complutense a las puertas de una de sus facultades - INMA FLORES
EDUCACIÓN

Las universidades de Andalucía y Galicia fueron las únicas que mantuvieron los precios durante la crisis

Los precios de los créditos oscilan entre 12,62 euros y 39,53 euros, el más alto que se paga en Cataluña

SEVILLAActualizado:

Es el momento de comparar universidades. Y hay muchas estadísticas y tablas que analizan hasta los más mínimos detalles: oferta de títulos, empleabilidad en el futuro, cursos de posgrado, o porcentaje de aprobados de los estudiantes o proyectos de investigación. Y eso sin analizar las notas requeridas para acceder a cada uno de los grados o los dobles grados, la opción preferida por los alumnos en los últimos años.

Todos los parámetros son tenidos en cuenta por los estudiantes, también el económico. Porque la realidad es que en España hay una amplísima diferencia entre los costes de los cursos universitarios entre las distintas comunidades autónomas. Una realidad contra la que se manifiesta el Gobierno andaluz, muy celoso para defender algunas de sus competencias pero dispuesto a ceder otras. Como es el caso. El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano (que ha sido rector de la Universidad de Sevilla, un dato relevante en este caso) apuesta por un país unido en este mismo sentido.

Durante los años de la crisis, sólo Galicia y Andalucía mantuvieron los precios de los créditos universitarios. Galicia los subió un 5,1% entre 2008 y 2014, mientras que Andalucía los aumentó un 9,7% en esos mismos años.

Pero no todas las comunidades optaron por lo mismo. De hecho, Cataluña subió los precios de sus grados en un 158 por ciento, situándolo en 2.011 euros de media, mientras que Madrid optó por una subida del 117% (1.820 euros el coste medio del curso); Castilla la Mancha aumentó el precio un 90,4% en esos años.

Según los datos de la CRUE, que agrupa a todos los rectores de España, el precio del grado más barato está en 713 euros (Galicia), mientras que el más caro es el de Cataluña (2.011 euros).