CRISIS SOCIALISTA

Tranquilidad y gestión, las nuevas palabras del PSOE andaluz

Susana Díaz ha reunido a su Ejecutiva Regional para transmitir un mensaje de serenidad. El lunes se reunieron las de las ocho provincias con el objetivo de «mirar adelante»

La presidenta Susana Díaz en su entrada ayer en la sede regional del PSOE
La presidenta Susana Díaz en su entrada ayer en la sede regional del PSOE - J.M. SERRANO
STELLA BENOT Sevilla - Actualizado: Guardado en:

Los rostros siguen estando serios, las caras compungidas por el «lamentable espectáculo del que todos somos responsables» pero hay que pasar página lo más rápidamente posible. El mensaje del PSOE andaluz, de Susana Díaz, a toda su organización es rotundo y claro: tranquilidad, tiempo al tiempo y todo el mundo a centrarse en la gestión institucional que tenga encomendada.

Así lo trasladó ayer a la Comisión Ejecutiva Regional que reunió en la sede de la calle San Vicente y a los que pidió que se dediquen a resolver los conflictos que puedan surgir en sus territorios, a «coser las heridas» y a no dejarse llevar por las urgencias políticas porque «hay tiempo para todo».

Susana Díaz ha puesto en marcha una campaña en todo el partido en Andalucía que se inició este mismo lunes cuando las ocho provincias celebraron sus respectivas comisiones ejecutivas para analizar lo que había ocurrido en el Comité Federal y diseñar cuál va a ser la estrategia para las próximas semanas.

Una clave de este trabajo es evitar a toda costa hablar de la abstención a Mariano Rajoy. Es la gestora la que tiene la responsabilidad y la competencia para la dirección política del PSOE, por lo que no es necesario que nadie del PSOE andaluz se manifieste en este sentido. El presidente de la gestora, Javier Fernández, es un hombre respetado y será quien «cargue» con el peso de dejar que Rajoy gobierne, aunque una de las ideas básicas es que «abstenerse no es gobernar».

Apretada agenda

La propia presidenta de la Junta ha puesto en práctica esta orden directa que ha dado de centrarse en la gestión, sobre todo porque es necesario rearmarse de cara al Congreso Federal que será en primavera y no hay peor camino que la indolencia o los «líos del partido» para dar excusas a los rivales políticos.

Susana Díaz tiene este miércoles una apretadísima agenda. Durante la mañana recibirá en San Telmo a los voluntarios de Protección Civil y mantendrá una reunión con el presidente de Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán, de la que seguro que saldrá algún resultado positivo en forma de inversiones o ayudas para el estudio y la investigación.

Y por la tarde, la presidenta acudirá al Pleno ordinario del Parlamento de Andalucía, donde votará sobre las leyes para el colectivo LGTBI.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios