CONSEJO DE GOBIERNO

Los menores se suman al mundo del voluntariado

En Andalucía hay más de 400.000 personas dedicadas a esta actividad

Voluntarios de Huelva limpian la playa de Matalascañas
Voluntarios de Huelva limpian la playa de Matalascañas - ABC
J.C. Sevilla - Actualizado: Guardado en:

El Consejo de Gobierno dio ayer el visto bueno a la tramitación del proyecto de Ley del Voluntariado de Andalucía, que entre otras novedades permitirá la participación de los menores, a partir de los 12 años, en las actividades en este ámbito siempre que cuenten con el permiso expreso de los padres o tutores.

De la nueva normativa dio cuenta en rueda de prensa la consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, quien destacó como otra de las novedades el llamado «voluntariado digital», en el que se incluyen las modalidades no presenciales de voluntariado vinculadas a las nuevas tecnologías,

Sánchez Rubio manifestó que el proyecto de ley coge el testigo de la anterior norma. Se trata, dijo, de una inicaitiva que se hace necesaria en una comunidad autónoma que cuenta con más de 440.000 voluntarios y más de 3.000 entidades, de las que 2.700 son asociaciones.

El proyecto de ley incluye un nuevo título de «derechos y deberes» y recoge normas y tratados europeos para la adaptación de esta actividad, al tiempo que se pone límite a la «tentación» de la Administración de incidir en la acción voluntaria, ha asegurado.

El anteproyecto, que según la consejera es fruto de un «amplio consenso», reconoce modalidades en auge pero no reguladas en la legislación actual, como las que se desarrollan en los ámbitos universitario y empresarial, las que se centran en actividades limitadas temporalmente o las que se promueven en entornos virtuales que no requieren la presencia física de los participantes.

En relación con los menores, prevé como novedad una serie de medidas para fomentar el contacto con iniciativas solidarias tanto en la escuela como en contextos de aprendizaje más informales, ya que estas experiencias a edad temprana son fundamentales para mantener una actividad voluntaria a lo largo de toda la vida, ha resaltado Sánchez Rubio.

La nueva norma abarca todo el abanico de la actividad solidaria, desde la centrada en lo asistencial hasta la que desarrolla propuestas de incidencia económica, política o cultural. En línea con esta ampliación del ámbito, se incorporan también disposiciones dirigidas a favorecer el acceso de las personas con discapacidad, las mayores y las que están en situación de dependencia.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios