Rodrigo Sánchez Haro, consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural
Rodrigo Sánchez Haro, consejero de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural - VANESSA GÓMEZ
AGRICULTURA

Detectado en El Ejido un caso de Xylella, la bacteria que acabó con millones de olivos en Italia

Es un caso aislado encontrado en tres plantas ornamentales de la especie «polygala myrtifolia»

SEVILLAActualizado:

La temida Xylella fastidiosa, uno de los patógenos vegetales más virulentos, ha llegado a Andalucía tras la detección del primer caso de esta bacteria en tres plantas ornamentales dentro de un invernadero de la localidad almeriense de El Ejido. Este hallazgo ha surgido a raíz de uno de los controles rutinarios que la Consejería de Agricultura establece desde que en 2015 se iniciara en la comunidad andaluza un plan de acción para luchar contra la bacteria.

El consejero de Agricultura, Rodrigo Sánchez Haro, ha insistido en transmitir un mensaje de calma ante lo que denomina «un caso aislado». Asegura que tras la detección se establecieron los protocolos de actuación oportunos, llegando a inmovilizar todo el material vegetal del invernadero -más de 30.000 plantas- , así como el muestreo intensivo en el mismo y los alrededores.

Todos los resultados posteriores han sido negativos y no se han encontrado insectos vectores que suponen la principal causa de transmisión de esta enfermedad vegetal. Además, según el consejero, que se haya encontrado dentro del espacio confinado de un vivero garantiza la baja probabilidad de que se extienda a explotaciones cercanas.

Blanca Landa, investigadora del CSIC, ha incidido en el mensaje de calma y ha asegurado que esta detección no tiene nada que ver con la reciente encontrada en un olivo de Madrid. Cómo ha llegado la bacteria a El Ejido es difícil de dilucidar, pero todo apunta a que haya sido mediante la introducción de plantas infectadas provenientes de otro lugar, ya que según Landa es «imposible la transmisión desde lugares tan remotos».

Además, explica «que estamos ante el mejor escenario de los peores posibles, ya que la hemos encontrado dentro de un invernadero y los niveles de la bacteria son muy bajos», y su experiencia in situ en los brotes de Italia, Francia y Baleares le permite asegurar que «estamos ante un caso aislado».

La Xylella fastidiosa es una bacteria letal que afecta sobre todo a olivos, viñedos y árboles frutales, y que en 2013 causó estragos en el sur de Italia, donde afectó a 235.000 hectáreas y millones de olivos tuvieron que ser destruidos. Es completamente inocua en personas y animales y la única forma de luchar contra ella es mediante la implantación de controles preventivos y tratamientos insecticidas y fitosanitarios en las zonas colindantes al lugar del hallazgo.

Desde la Consejería de Agricultura, al encontrarse ante un caso aislado, esperan no tener que aplicar estos tratamientos que supondrían la eliminación de todos los vegetales que puedan hospedar a la bacteria en un radio de 100 metros. Por otro lado, han convocado para este jueves una reunión de la Mesa de Sanidad Vegetal para informar a las organizaciones agrarias, cooperativas y demás asociaciones con presencia en la misma.

Del mismo modo, Sánchez Haro ha querido destacar la estrecha colaboración con el Ministerio de Agricultura, al que ya le han notificado la detección del caso, y ha informado de que se dispondrá de un presupuesto de 1.3 millones de euros para las posibles compensaciones e indemnizaciones para los agricultores afectados.