Isabel Preysler a su llegada a la inauguración de la nueva tienda de Porcelanosa en Málaga.
Isabel Preysler a su llegada a la inauguración de la nueva tienda de Porcelanosa en Málaga. - Francis Silva
GENTE

Isabel Preysler alumbra el inicio de la Navidad en Málaga

Inauguró una nueva tienda de Porcelanosa junto a Antonio Banderas, Nieves Álvarez y Miguel Ángel Silvestre

MÁLAGAActualizado:

Isabel Preysler estuvo en Málaga días antes de llegar la Navidad para alumbrar el inicio de las fiestas. La «reina de corazones» volvió a ser la imagen principal de Porcelanosa en la inauguración de su nueva tienda. Apareció después de la boda de su hija, Ana Boyer, y tras conocerse la doble paternidad de su hijo, Enrique Iglesias. La abuela ya ha visto a sus nuevos nietos en fotos. «A esas edades no se parecen a nadie», aseguró Preysler que añadió que está deseosa de conocer a los mellizos de Enrique Iglesias y Ana Kournikova. «Iré en cuanto pueda», añadió antes las cámaras. «De una boda sale otra», le preguntaron antes de marcharse. «No necesitamos un contrato. No nos hace falta ni a él ni a mi», contestó dando carpetazo a un posible enlace con Mario Vargas Llosa.

No fue la única cara conocida que asistió a la inauguración. Antonio Banderas, ocultando bajo una gorra los efectos de la caracterización del rodaje de Genius, la serie que está haciendo sobre Pablo Picasso, aseguró que aún no se ha conocido toda la conversión del actor malagueño en el creador cubista. «Solo se ha visto la primera parte, pero lo vamos a llevar a los 90 años. Ahora mismo todavía sufro dos horas de maquillaje y vamos a llevar hasta las cinco horas», explicó Banderas, que está cumpliendo uno de sus sueños como intérprete encarnando al pintor. «Picasso es un personaje que, a pesar de ser muy conocido, era muy misterioso. No quiero desvelarlo, sino exaltar ese misterio como un derecho que tienen los artistas», remarcó el actor, que le pide al 2018 que la serie que está rodando «devuelva a Picasso a Málaga».

Banderas afronta la primera Navidad en Málaga sin doña Ana –su madre–. Lo hará con la familia unida y con Nicole Kimpel, que le acompañó en la inauguración. «Mi hija [Stella del Carmen] vendrá después de esta fiesta, ya estuvo en el rodaje de la serie en Hungría», apuntó Antonio Banderas, que ya pasa mucho tiempo en Málaga, pero que «desgraciadamente» todavía necesita a las grandes ciudades. «Lo que ahora me puede dar Londres, Nueva York o Los Ángeles no me lo puede dar Málaga, pero sí tengo muchos proyectos enfocados en la ciudad y el que más ilusión me hace es el teatro», señaló el actor, que expuso su intención de comenzar con representaciones en el teatro Alameda en el mes de junio. «Apuntamos a septiembre de 2019 para abrirlo», concluyó Banderas, que espera que este proyecto sea «un grano de arena» en la apuesta cultural de la ciudad. «Hay que consolidar los museos y otras partes que hay que apoyar», añadió.

El evento estuvo presidido por el presidente de Pocelanosa, Héctor Colonques, que recibió también a Pepe Barroso Junior, heredero de Don Algodón, y a la modelo Nieves Álvarez, que se mostró como una madre orgullosa de sus hijos por las buenas notas que habían sacado. A la fiesta se sumó el actor Miguel Ángel Silvestre, que no desveló los proyectos que le depara el 2018, pero afirmó ser un gran prescriptor del sur de España. «Cuando me preguntan en Estados Unidos qué visitar en España, siempre recomiendo el sur. Les digo que es donde la gente les va a enamorar», indicó.