Una de las calles adornadas en Mijas
Una de las calles adornadas en Mijas - ABC
ALUMBRADO

Carrera contrarreloj en Mijas para encender su Navidad

Días antes de Nochebuena el Ayuntamiento sigue colocando en las calles los ornamentos lumínicos por un error de cálculo del gobierno municipal

MIJASActualizado:

La Navidad no brilla en Mijas. Cuando sólo faltan tres días para Nochebuena los operarios siguen colocando las luces en las calles de la ciudad. Los edificios públicos están adornados, algunas calles tienen las luces puestas, pero no todas. Los operarios van poniendo ornamentos lumínicos durante el día y el Ayuntamiento los enciende por la noche. No habrá un encendido oficial, como ha sucedido en todos los municipios de la Costa del Sol, aunque estaba previsto. Y todo por un descuido. El equipo de gobierno (Ciudadanos y PSOE) sacó tarde el concurso y todo le ha ido a la contra. El Ayuntamiento se escuda en un «error administrativo», pero lo que han fallado han sido los cálculos a la hora de sacar el concurso público y el de las fechas impuestas a las empresas para la colocación del alumbrado, que era inasumibles –según se recoge en las actas de contratación–.

El pasado 22 de septiembre, el gobierno local sacó a concurso el servicio de alquiler e instalación de adornos luminosos para las fechas navideñas. Sólo una empresa se presentó a la licitación y alegó, durante la celebración de la mesa de contratación, que «debido a que el concurso ya de por sí se celebró tarde era imposible cumplir con los plazos impuestos en el pliego». El Ayuntamiento, según aquel documento, pretendía encender de forma oficial el pasado 1 de diciembre. Algo que no se produjo, puesto que el montaje no estaba hecho y la compañía le dijo al gobierno local de Mijas que era imposible hacerlo antes del 20 de diciembre. 

Esto llevó a que el pasado 10 de noviembre se iniciara la contratación negociada sin publicidad, para tratar de acordar de forma urgente con alguna de las empresas del sector. El Consistorio invitó a tres entidades y solo acudió una, pero fue rechazada por «no cumplir los criterios técnicos» y se anuló esta contratación el 29 de noviembre. Así que el municipio ha tenido que tirar de recursos propios para poder alumbrar su navidad, recurriendo al fondo de armario que el Ayuntamiento tiene de años atrás y a personal del Consistorio para su instalación.

Hasta el puente de la Inmaculada, sólo se contaba con las luces adquiridas que había en los almacenes del Consistorio, que se fueron instalando en los edificios públicos y que tienen más de dos años de antigüedad. Mientras se adornaban teatros, centros deportivos o edificios administrativos con estas luces, algunas puestas en años anteriores en las rotondas, el Ayuntamiento destinó 240.000 euros –el 5 de diciembre– a comprar diferentes elementos luminosos para completar la escasa ornamentación luminosa, que aún se está colocando en las calles de Mijas.