Cultura

Paco Montalbo: «La música clásica tiene que evolucionar para no matar a la afición»

El violinista cordobés ha introducido con éxito el flamenco en su repertorio

Paco Montalbo es el vionista que ha debutado más joven en el Carnegie Hall de Nueva York
Paco Montalbo es el vionista que ha debutado más joven en el Carnegie Hall de Nueva York

En manos de Paco Montalvo el violín es un instrumento con pellizco. Este joven intérprete cordobés, uno de los más reputados del mundo, ha logrado maridar el clasicismo y el flamenco. Admirador de Paco de Lucía, comparte con el maestro gaditano su concepto universal de la música desde las raíces, sus extraordinarias condiciones y su precocidad. Montalvo es la evidencia de que el talento siempre se da prisa en salir.

- La perfección de la naturaleza la capta todo el mundo. En cambio, la música clásica, que también tiende a la perfección, no entusiasma a las mayorías. ¿Cuál es el problema?

- El problema es la falta de innovación de este tipo de música, la repetición constante. El mundo ha cambiado, la música ha cambiado. La clásica muere porque falta innovación. Las grandes obras maestras perdurarán siempre, pero es preciso evolucionar para no matar a la afición. Hay que hacer algo diferente para destacar.

- Sin embargo, su formación es clásica...

- Me he formado como músico en los mejores conservatorios de Europa, en Moscú y en Nueva York. Esa formación la considero básica. No la olvido. Pero no he querido anclarme en ese modo de entender la música. Por eso, un día decidí frenar la dinámica de los conciertos clásicos para hacer algo diferente. Y ahí estaba el flamenco, esperándome. De la unión de los dos estilos sale mi música: ahora toco piezas de Albéniz por bulerías.

- ¿Y el violín se deja?

- El violín, que es un instrumento muy clásico, se convierte en la voz del flamenco. En el cantaor. Esa es mi aportación a la música clásica y al flamenco.

- ¿El flamenco tendría más prestigio si en lugar de en Andalucía hubiera surgido en Estados Unidos, como el jazz o el blues?

- Sin duda. El flamenco sería una música más reconocida, aunque hay que decir que Paco de Lucía lo universalizó. Yo intento continuar el camino que él abrió con su música. También Camarón, pero fue Paco de Lucía quien lo llevó a todo el mundo.

- Hay lectores voraces, que no dejan nada por hojear. También hay aficionados a la música capaces de escucharlo todo. ¿Es su caso?

- Escucho música muy variada. No está reñido que te gusten Los Beatles y Mozart. Escucho a Paco de Lucía, a Plácido Domingo. Me gusta la primera época de Maná. Todo me enriquece, de todo saco ideas.

- ¿Del heavy también?

- No he estado en un concierto heavy, pero también es una música que emociona. La música es un lenguaje que cada uno entiende a su manera.

- Usted es un talento nato que ha conseguido triunfar. Hay quienes lo tienen y se quedan por el camino. ¿En qué han fallado?

- El fracaso es necesario porque te ayuda a perseverar. Hay músicos muy buenos que no llegan a lo más alto, es cierto, pero si tienes talento, lo consigues. A la primera es muy complicado, pero con dedicación logras lo que quieres.

- ¿No cree que el andaluz es un pueblo indolente?

- Es una tierra de grandes artistas, de grandes escritores, aunque el esfuerzo siempre es importante.

- Entiendo que el talento ya lo lleva el andaluz de serie.

- El pueblo andaluz tiene arte. Sabe captar lo bueno. Valora mucho su cultura.

- Usted, que es una de sus expresiones más logradas, por razones profesionales no para de viajar ¿echa de menos su tierra?

- Cuando empecé a viajar siempre quería vivir en el lugar en el que estaba, pero un día descubrí que lo que me gusta es Andalucía. Añoro mucho a esta tierra. Me siento andaluz y me enorgullece representar, a Andalucía y a mi país, cuando actuó fuera.

- ¿Cuándo lo hará dentro?

- Empiezo a tener conciertos en España. El próximo lo daré en Estados Unidos, pero después tocaré en Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga y Canarias.

 

Un día en Nueva York

Cuando Paco Montalvo dio su primer recitar de violín tenía 6 años. Con 12 debutó con la orquesta sinfónica de la RTVA. Y con 18 obtuvo la licenciatura de música y debutó en el Carnegie Hall de Nueva York acompañado por la orquesta sinfónica de Nueva Inglaterra. Interpretó el concierto para violín y orquesta número uno de Paganini. Es una de sus interpretaciones más relevantes junto a la que ofreció en Tel-Aviv con la orquesta sinfónica de la ópera de Israel.

Aún no ha cumplido 24 años y su currículo impresiona. En 2012, un año antes de actuar en el Carnegie Hall, actuó, invitado por el violinista Shlomo Mintz, en la presentación de The Violins of Hope en Estados Unidos, concierto retransmitido por la National Public Radio para todo el país. Además, ha sido alumno y ha trabajado con algunos de los más lgrandes maestros del violín como Zakhar Bron, Jean-Jacques Kantorow, Igor Ozim, Mathis Fischer, David Russel,Klaus Peter y Salvatore Accardo.

En compensación a su esfuerzo, ni Córdoba, su ciudad, ni Andalucía han ninguneado a este genio del violín. Así, la Junta le ha otorgado el premio Bandera de Andalucía y en 2011 recibió el premio Andaluz de futuro. Cuenta también, entre otros galardones, con el premio Libertad música. Entre sus galardones destaca el premio internacional Arthur Rubinstein concedido a la excelencia en interpretación y composición musical.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios