Estado del helicóptero tras el accidente
Estado del helicóptero tras el accidente - EFE

El accidente mortal del helicóptero de Huelva fue provocado por un «fallo del piloto»

La víctima habría perdido el control de la aeronave, chocando la cola con el suelo

HUELVAActualizado:

El helicóptero siniestrado el pasado viernes en la localidad onubense de Villablanca, en la frontera con Portugal, volaba sin permiso ni identificación alguna cuando cayó desde el aire sin que el piloto y único ocupante -cuya identidad se desconoce de momento- pudiera salvar la vida.

Tras el accidente, ocurrido sobre las 20.00 horas del pasado viernes – del que se alertó a través de una llamada al 112 Andalucía, el departamento de Aviación Civil del Ministerio de Fomento asumió la investigación técnica, mientras que la Policía Judicial de la Guardia Civil se ha hecho cargo del caso para determinar las circunstancias del siniestro, la procedencia de la aeronave y la identidad del piloto.

Mientras en los laboratorios del Instituto Armado en Madrid se examinan los restos de ADN del cadáver, obtenidos en una tarea «dificultosa» según la subdelegada del Gobierno central en Huelva, María Asunción Grávalos, Fomento ha determinado que el accidente pudo deberse a un fallo humano. «El piloto –ha explicado Grávalos- perdió el control del aparato y la cola del helicóptero dio contra el suelo, no se sabe si al despegar o al aterrizar».

Según las gestiones realizadas en las últimas horas, después del fin de semana –que ha podido retrasar algo las investigaciones-, el piloto no había pedido permiso para volar ni en Sevilla ni en Faro (Portugal), los aeropuertos más próximo al lugar del siniestro, por lo que se deduce – ha indicado- que se trata de un particular. Hasta hoy, no se ha producido ninguna denuncia por desaparición que pueda estar vinculada al piloto.

Todas las hipótesis permanecen abiertas.