El consejero Felipe López, durante el anuncio de la inauguración del metro de Granada
El consejero Felipe López, durante el anuncio de la inauguración del metro de Granada - L. R.
METRO GRANADA

El metro de Granada se inaugura por fin este jueves tras una década de retrasos

El consejero de Fomento anuncia la explotación comercial de la infraestructura, aunque sigue sin alcanzar los mínimos de eficiencia

GranadaActualizado:

El metro de Granada será inaugurado el próximo jueves, después de una década de continuos retrasos en las obras y tras más de medio año en pruebas. Con una inversión de casi 600 millones de euros, la Junta considera que la infraestructura ya está lista para entrar en su fase de explotación comercial. Así lo ha anunciado este lunes el consejero de Fomento, Felipe López, después de que de la noticia fuera adelantada al periódico local Ideal.

«Llevamos tiempo trabajando para llegar a este momento», ha comentado López, que ha concretado la hora de inauguración. Será a las 12 de la mañana. «Desde el jueves vamos a contar con una potente herramienta que va a hacer la vida más cómoda a todos los ciudadanos de Granada y su entorno», ha apuntado. El consejero ha querido centrarse en los aspectos «positivos» de la infraestructura, llamada a reducir el tráfico motorizado frente a las alternativas públicas de transporte, con la consiguiente reducción de emisiones de gases de efecto invernadero.

Con problemas

Sin embargo, no todo son bondades. La Junta de Andalucía lleva semanas presionando a la empresa adjudicataria para que el tranvía eche a rodar, aunque no se hayan cumplido los mínimos de eficiencia marcados por la propia administración. La falta de formación de los conductores –todos cobran el SMI– sumada a la complejidad del recorrido –con 57 intersecciones y un 85% del recorrido sobre tierra– han dificultado la mejora del tiempo de viaje, que ronda la hora de duración de un extremo a otro.

El Gobierno andaluz siempre ha mantenido que ello se debe a la invasión de las vías por parte del tráfico rodado: «Si todo el mundo respetara las señales de circulación, no habría incidencias». Como ha reseñado Felipe López, es significativa la reducción de incidencias registradas desde mañana hasta este momento, y considera que la infraestructura ha alcanzado la «madurez» necesaria para empezar a funcionar.

Más lento

Sea como fuere, la velocidad media con la que arrancará el metro será de 18 kilómetros por hora, lejos de los 24 kilómetros por hora proyectados en un principio; ahora la Junta aspira a alcanzar los 20’5 en los próximos seis meses. A pesar de este desajuste, y según las previsiones de la Junta, el metro tendrá 11 millones de usuarios en su primer año, una cifra que irá creciendo poco a poco, lo que permitirá reducir en 3 millones el número de coches en el área metropolitana de Granada para que sea «más cómoda y más limpia».

Ante este panorama incierto, la viabilidad de la infraestructura pasa por su integración con otros medios de transporte. La gratuidad de los transbordos ha sido una de las principales reivindicaciones del Ayuntamiento de Granada, también gobernado por el PSOE, pero la Junta descarta asumir este coste, en base a que tampoco lo hace en Málaga y Sevilla. En ese sentido, el consejero de Fomento ha invitado al alcalde de la capital, Francisco Cuenca, a invertir la ayuda de casi 1 millón de euros con la que contará el Consistorio para sufragar los transbordos.