Representantes de las cuatro administraciones, con la sobrina del poeta, a la derecha
Representantes de las cuatro administraciones, con la sobrina del poeta, a la derecha - L.R.
GRANADA

La Comunidad de Madrid suspendió la declaración BIC del legado de Lorca

Los fondos del poeta están embargados por una sentencia judicial, aunque la Comunidad mantiene que gozan de protección

GRANADAActualizado:

La Comunidad de Madrid considera que el legado de Federico García Lorca –un compendio de 5.000 documentos de importante valor y que en este momento están embargados por decisión judicial– goza de toda la protección prevista en su legislación. Según han apuntado fuentes oficiales del área de cultura a este periódico, la incoación del expediente para que sea declarado Bien de Interés Cultural sería suficiente para impedir que los fondos sean «vendidos o troceados», si bien dicho expediente nunca llegó a completarse y fue suspendido en noviembre de 2016.

Los trámites para la declaración BIC del legado se iniciaron nueve meses antes, en abril de ese mismo año. Una vez transcurrido ese plazo, la Comunidad tiene que resolver el expediente, que en este caso fue suspendido «ya que no había tenido acceso a toda la documentación» que compone legado. Según la Ley de Patrimonio Histórico autonómica, la Comunidad podría volver a iniciar el proceso pasado un año, cosa que tampoco ha ocurrido, aunque el Gobierno de Cristina Cifuentes mantiene su voluntad de «asegurar que el legado sea declarado BIC» en un futuro.

La Comunidad de Madrid –en base al artículo 7 de la normativa citada– sostiene que el mero hecho de iniciar los trámites para la declaración BIC basta para que los fondos cuenten con el máximo grado de protección patrimonial. La redacción de la normativa lleva a confusión, puesto que especifica que «la incoación del expediente producirá como medida cautelar la suspensión de aquellas actuaciones que afecten al bien», en el caso de los bienes inmuebles, distinción que no se hace en el caso de los bienes muebles, que sería el caso del legado de Lorca.

Controversia

Sea como fuere, la Comunidad de Madrid considera que «la incoación del expediente sigue vigente» y que, por tanto, «jurídicamente el legado está protegido» y no tendría por qué verse afectado por la decisión del Juzgado de lo Social 29 de Madrid que ha decidido embargar los bienes de la Fundación Lorca –de la familia del poeta y titular del legado– por las deudas que mantiene con una decena de extrabajadoras. Tras el fallo judicial, la Comunidad se dirigió al juzgado en cuestión para destacar que parte de los bienes embargados gozan de protección. Por el momento nadie ha aclarado si la indemnización se abonará, y en qué grado, con los fondos de Lorca.

El embargo del legado de Lorca ha sido la última piedra en el tedioso camino de su llegada a Granada, prevista finalmente para este año después de varios de retraso. Los 5.000 documentos que componen esta colección serán conservados en el Centro Lorca, construido por la familia del poeta con dinero público de las cuatro administraciones que constituyen su patronato gestor: Ministerio de Cultura, Junta de Andalucía, Diputación y Ayuntamiento de Granada. Estas instituciones dieron por buenas las cuentas presentadas por la Fundación Lorca y rubricaron el pasado mes de diciembre un acuerdo para atar la llegada del legado, que en tres años pasaría a ser de titularidad pública.

En el acuerdo está incluida La Caixa. La entidad financiera concedió un préstamo hipotecario –con el legado como aval– a la familia del poeta para que hiciera frente a las deudas contraídas durante la construcción del Centro Lorca, que presentó un desfalco millonario por el que está siendo investigado el exsecretario de la Fundación, Juan Tomás Martín, quien confesó haberse llevado dinero. Aunque aún se desconocen ciertas cláusulas «confidenciales», ya es seguro que el logotipo de La Caixa aparecerá en la fachada del museo, así como en la cartelería de las actividades, durante una década, según informó hace unos días el Ayuntamiento de Granada.