Vista reciente del pantano de Iznájar con las reservas bajas
Vista reciente del pantano de Iznájar con las reservas bajas - FELIPE OSUNA
CLIMATOLOGÍA

La Confederación puede tomar medidas de restricción de agua contra la sequía

La sequía entra en fase de emergencia en Córdoba, que afectarán en principio al regadío

CÓRDOBAActualizado:

La ausencia de lluvias es más que preocupante. Prueba de ello es que la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), que es el organismo del Estado que regula la cuenca fluvial, ha autorizado este jueves la creación de la Comisión Permanente de Seguimiento de la Sequía, que se constituirá en fechas próximas.

Según ha informado la Confederación, «esta comisión, prevista en el Plan Especial de Sequía, tendrá capacidad para adoptar medidas excepcionales para garantizar una mejor gestión de los recursos disponibles mientras persista la situación de déficit hídrico».

Los regadíos, en una situación comprometida

¿Por qué ha dado este paso la CHG? Porque la situación ha pasado de ser de alerta a de emergencia, si bien Córdoba cuenta en la actualidad «con las reservas suficientes como para poder atender el abastecimiento a la población; son las dotaciones para el regadío las que se encontrarían en una situación comprometida si no llueve de manera intensa en los próximos meses».

La falta de lluvias en el arranque del otoño ha sido clave para que la CHG haya tomado estas medidas.