Puerta principal del garaje comunitario de Priego donde se hallaron los dos cadáveres - VALERIO MERINO
CRIMEN DE PRIEGO

¿Qué ocurrió en el garaje cerrado del crimen de Priego de Córdoba?

Aunque cobra fuerza la tesis de una pelea entre los dos fallecidos, no se descarta del todo la participación de un tercero

CórdobaActualizado:

¿Qué pasó en el interior de la plaza de garaje de la calle Gabriel Celaya donde José Luis García y Juan Antonio Ruiz perdieron la vida? Las dudas siguen flotando ante este crimen acaecido en el barrio de la Inmaculada de Priego de Córdoba. Los cuerpos sin vida y con varias heridas de arma blanca fueron hallados por el hermano de José Luis, un agente de la Benemérita, hacia las 13.00 horas, y a partir de ese momento, la investigación busca cerrar el círculo.

Tanto el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, como los propios investigadores no descartan cualquier hipótesis, aunque parece cobrar peso la que exime a una tercera persona u otras en la participación y los macabros hechos.

Una de las claves está en cómo se halló la escena. Una plaza de garaje con puerta que estaba cerrada con llave por dentro y con la luz encendida cuando el familiar de uno de los fallecidos acudió a comprobar si el coche de su hermano estaba allí, yaque se le había perdido la pista desde el jueves pasado.

La Guardia Civil forzó la cerradura y halló entonces en el Volkswagen Golf los dos cuerpos en diferentes ubicaciones. El de Juan Antonio Ruiz, lucentino de 24 años, en el maletero en posición fetal y con varias puñaladas en el cuerpo y cuello. El de José Luis García, prieguense de 43 años, en el asiento trasero, con las cuatro extremedidades apoyadas y la camiseta que vestía levantada. Una herida de arma blanca en el cuello y un golpe en la cabeza.

La autopsia ha confirmado que murieron ambos por un «shock hemorrágico secundario» provocado por varias heridas de arma blanca. Dentro del coche estaba la presunta arma homicida: un cuchillo de grandes dimensiones. El vehículo también estaba cerrado por dentro, según fuentes próximas a la investigación. Pero, si murieron desangrados como dice el informe pericial, ¿por qué algunas fuentes próximas a la investigación señalan que no había tanta sangre en el lugar de los hechos...?

Móvil pasional

Como ABC avanzó el pasado domingo, el móvil pasional anda en torno a este trágico suceso. José Luis y Juan Antonio mantenían una relación hacía algún tiempo. Las visitas del segundo a Priego eran constantes. La familia del primero, que vivía con su madre viuda y con Alzhéimer, argumenta que una tercera persona pudo entrar en la relación y generar malestar entre ambos. Una familia que no denunció su desaparición, al contrario que el caso del chico de Lucena, que lo hizo el pasado viernes.

A partir de ahí, y según han aportado los investigadores y la Delegación del Gobierno, sería plausible la posibilidad de una pelea entre ambos en el interior del coche de la que salió malparado uno de ellos mientras que el otro pudo acabar con su vida en ese mismo momento.

Sin embargo, en el alero quedan algunas incógnitas: ¿por qué se citan en el garaje? ¿por qué alguno portaba ya un arma blanca, en ese caso? ¿por qué el cuchillo queda en la bandeja trasera del coche? y el hecho de que la puerta del garaje pudiera cerrarse desde fuera, según las fuentes consultadas, con una llave puesta en la cerradura por dentro, lo que habilitaría la opción de que un tercera pudiera marcharse de allí dejando los cadáveres...

De momento, la autopsia debe aportar más datos sobre la hora en que se produjeron las muertes y cómo fue el modo en que recibieron las heridas de arma blanca y la presunta autolesión letal que sedeja entrever. La investigación no está cerrada, el secreto de sumario ha sido decretado por el Juzgado de Instrucción de Priego y restan por conocerse más datos sobre la secuencia trágica.