TRIBUNALES

Investigan al exgerente del Hospital Reina Sofía y a varios médicos por la klebsiella

El Juzgado de Instrucción 7 cita al gerente del SAS como presunto responsable de las infecciones

Familiares de afectados por la Klebsiella en una protesta en el Reina Sofía
Familiares de afectados por la Klebsiella en una protesta en el Reina Sofía - VALERIO MERINO

Los polémicos casos de klebsiella en el Hospital Reina Sofía cobran protagonismo en los juzgados. El exgerente del complejo hospitalario, José Manuel Aranda, ha sido llamado a declarar en calidad de investigado -lo que con la anterior terminología se conocía como «imputado»- como presunto responsable en uno de estos casos que acabaron con el fallecimiento de una paciente. Junto a Aranda, actual gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS), también está previsto que declare el jefe de Medicina Preventiva del Hospital. En concreto, en las diligencias abiertas por la jueza en el caso de la muerte de Eloina Cambaros. Así lo confirmó ayer a ABC el abogado de la familia Cambaros, Federico Molina.

Además, en otra de las diligencias abiertas por klebsiella en el mismo juzgado de Instrucción, también están siendo investigados junto a Aranda otros cuatro médicos del Reina Sofía, un extremo que fue ratificado ayer a este periódico por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía. La declaración de todos ellos, a la que tienen la posibilidad de acudir con un abogado para mayor garantía procesal, ha sido supendida y está pendiente de que se fije una fecha en este caso. En cuanto al exdirector-gerente del Hospital Universitario Reina Sofía, estaba previsto que declarase mañana a través de videoconferencia desde un juzgado de Sevilla conectado con el Juzgado de Instrucción número 7 de Córdoba.

Hay que recordar que el pasado mes de junio la titular del Juzgado de Instrucción número 7 de Córdoba dictaba una providencia mediante la que, por vez primera en la provincia, se citaba como «querellados» a varios médicos en relación con el fallecimiento de un paciente que sufrió una infección por la bacteria klebsiella («Klebsiella pneumoniae»). El juzgado citaba también como «querellantes», a los familiares del paciente, cuya defunción tuvo lugar el 16 de abril de 2014. Es ahora cuando la misma magistrada ha llamado a declarar como investigado a José Manuel Aranda, que reside en Sevilla, esta vez por otro caso relacionado con la bacteria Klebsiella.

En la providencia anterior de Instrucción 7 que citaba a los médicos se determina que el Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, donde estuvo ingresado el paciente, facilite al juzgado «copia de la historia clínica completa» del fallecido «desde el 2 de diciembre de 2013 y hasta la fecha de su defunción, ocurrida el 16 de abril de 2014».

También reclama el juzgado copia o informe sobre los protocolos personalizados de vigilancia y control de las infecciones, entre ellas la «Klebsiella Pneumoniae» multirresistente, por la Unidad de Gestión Clínica de Enfermedades Infecciosas. En el mismo sentido, el órgano judicial reclama copia o informe de los protocolos o guías establecidos para la prevención y evitación de infecciones intrahospitalarias denominadas actualmente IAAS, como la bacteria citada o el «Staphyloccocus aereus», indicando desde qué fecha están implantados y los medios o vías de implementación, vigilancia y control que se ejecutan en el centro hospitalario para su verificación real con los profesionales que allí trabajan, los demás enfermos y las personas que acuden como visitantes.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios