Grupo municipal de Ganemos Córdoba en un pleno de la ciudad
Grupo municipal de Ganemos Córdoba en un pleno de la ciudad - ÁLVARO CARMONA
VIVIENDA

Ganemos Córdoba pide que pague más IBI quien tenga más de una vivienda en propiedad

Entre sus condiciones para apoyar las ordenanzas está aplicar el máximo impuesto a los apartamentos turísticos

CÓRDOBAActualizado:

El cogobierno de PSOE e IU tiene ya un borrador de las ordenanzas fiscales para 2018, el documento que rige los impuestos y tasas que se aplican sobre la ciudadanía desde las competencias del Consistorio. Al igual que sucedió el año pasado, el equipo de gobierno, que carece de mayoría absoluta en el Pleno, necesitará el apoyo de otro grupo para darles el visto bueno. Ahí entra en juego Ganemos Córdoba, que desde la investidura de Isabel Ambrosio ha sido un aliado pero amenaza -no es la primera vez- con cambiar de postura.

Los concejales de la marca municipalista de Podemos están quemados por los continuos incumplimientos de los acuerdos contraídos con PSOE e IU y ponen sus condiciones para dar su «sí» al proyecto de ordenanzas de la delegada de Hacienda, Alba Doblas (IU). La primera es tener la garantía de que los acuerdos anteriores se van a cumplir. Pero en el documento con el que trabaja la formación verde hay hasta 15 propuestas.

Una de las medidas relacionadas con el IBI que más llama la atención es la aplicación de este impuesto de forma progresiva según el número de viviendas que tenga en propiedad el ciudadano. Es decir, Ganemos propone que al dueño de una vivienda se le cobre el IBI normal pero que el tipo se multiplique -en un porcentaje no estipulado- para el segundo inmueble que tenga en propiedad, y que el impuesto se aplique con aún más gravamen en el caso de que exista un tercero o un cuarto.

Actualmente se paga exactamente el mismo tributo por la primera vivienda que por la décima, de haberla, independientemente de que el inmueble esté destinado a alquiler, sea una segunda residencia vacacional o permanezca vacío. Lo que plantea Ganemos es una medida orientada a combatir la especulación con viviendas de alquiler y también una posible salida a la pretensión del cogobierno de gravar los pisos vacíos. La edil de Hacienda lleva desde que accedió al cargo tratando de impulsar esta medida que permanece estancada mientras el Ayuntamiento realiza un catálogo de pisos vacíos.

Apartamentos turísticos

Otra de las pretensiones de Ganemos es la de aplicar el máximo tipo impositivo a los apartamentos turísticos. Actualmente, el tipo máximo es el 1,1 por ciento del valor catastral de la vivienda, lo que supondría el doble del impuesto «normal», que es ligeramente superior al 0,5 por ciento. Con esta medida pretenden «ahondar en la equidad fiscal». Las viviendas con fines turísticos no podrían acogerse a ningún tipo de exención fiscal, por lo que no se verían beneficiadas, por ejemplo, por la bonificación planteada para inmuebles del Casco Histórico. También se aplicaría el máximo gravamen a grandes superficies comerciales.

Ganemos ya ha remitido sus propuestas y exigencias a PSOE e IU, pero por el momento no han obtenido respuesta ni se han producido reuniones, según afirmaron fuentes del grupo municipal. En el documento con el que trabaja Ganemos se especifica que de las 15 medidas planteadas no todas tienen en mismo nivel de concreción ni, aparentemente, el mismo peso para la formación. «Hay propuestas más desarrolladas» y otras «que sólo apuntan posibilidades», reza el documento. Falta esperar a conocer hasta qué punto está el bipartito dispuesto a integrarlas en su borrador y si a la asamblea, soberana para la formación, le parece bien el trato.

La concejal Victoria López ya advirtió recientemente del «cabreo» de la asamblea con el cogobierno tras la evaluación del acuerdo de 2017. Aunque algunas de sus peticiones se han cumplido, PSOE e IU debe aplicar aún la polémica tasa turística e introducir cambios en varios impuestos para cumplir al cien por cien con lo pactado.