Dependencias de la Filmoteca de Andalucía en el C3A
Dependencias de la Filmoteca de Andalucía en el C3A - RAFAEL CARMONA
Cultura

Un escape de gasoil afecta a fondos de la Filmoteca de Andalucía en el C3A de Córdoba

Parte de la biblioteca estaba guardada en un almacén junto a dos bidones de fuel

CórdobaActualizado:

Un escape de combustible accidental ha afectado a una parte de los fondos de la biblioteca de libros y revistas de cine que la Filmoteca de Andalucía llevó al C3A con el propósito de insuflar cierta programación al edificio cultural por orden de la exconsejera de Cultura, Rosa Aguilar, cuando se tomó la determinación de que el inmueble no podía seguir vacío ni un día más. El departamento de Documentación de la Filmoteca ha empezado una evaluación técnica de los libros y revistas afectadas por el siniestro para ver qué títulos son los que se han llevado el mayor golpe al quedar impregnados de gasoil.

La Filmoteca dispone de una de las mejores bibliotecas sobre cine que hay en la comunidad tras varias décadas de compras y donaciones de coleccionistas. Su existencia permite el acceso a los aficionados y los investigadores interesados en esta materia sobre títulos que no están en el mercado. Son unos 10.000 títulos entre libros y revistas que, según los expertos, tienen un alto valor.

La Junta decidió llevarse tres elementos de la Filmoteca al C3A: la biblioteca, la mediateca y los carteles de películas. La decisión fue más política que técnica y, a medio plazo, se ha demostrado apresurada y poco práctica.

Decisiones políticas

La convivencia no ha sido fácil porque los nuevos gestores del C3A no querían inquilinos. El nuevo equipo entendió que la Filmoteca no pintaba nada allí. Los fondos bibliográficos ni siquiera estuvieron disponibles en su integridad ya que solo se encontró sitio para exponer un tercio. Los dos tercios restantes quedaron en cajas en un almacén en el que había dos bidones de gasóil del sistema de calefacción del edificio. Esta semana ocurrió el accidente.

Los libros afectados son, obviamente, los que se encontraban en el suelo dentro de las cajas. De momento, las primeras evaluaciones aseguran que han quedado seriamente dañados entre sesenta y ochenta títulos aunque ese trabajo no ha terminado. Hay más fondos que se han encontrado con otro problema añadido. El olor a gasoil es tan fuerte que exponerlos en una bibliteca no es viable. Se está trabajando con una empresa especializada para ver qué tratamientos se pueden utilizar con el objetivo de no perder patrimonio documental. Las primeras pruebas aseguran que se puede recuperar si se aplican los tratamientos correctos.

El siniestro tiene una segunda derivada. La Filmoteca de Andalucía se va del C3A que se convertirá en un equipamiento exclusivamente destinado al arte contemporáneo. Los responsables de la institución cultural ya han realizado la mudanza de lo que tenían en Miraflores. Incluso se está trabajando en una obra para adaptar el edificio de Medina y Corella, 5. La sede de la Filmoteca de toda la vida. Se trabaja en un proyecto arquitectónico y arqueológico para realizar unas obras de adaptación que permitan disponer de espacio para las necesidades de todo ese patrimonio documental.