Módulo de cocina en un centro de Formación Profesional de Córdoba
Módulo de cocina en un centro de Formación Profesional de Córdoba - VALERIO MERINO
ENSEÑANZA

La concertada denuncia el «castigo» de la Junta a los centros de Formación Profesional en Córdoba

A pesar de pedir cada año más acuerdos, se estancan o pierden unidades todos los años

CÓRDOBAActualizado:

El esfuerzo de los centros de enseñanza privada cada vez que se dirigen a la Junta de Andalucía para solicitar el concierto de los ciclos de Formación Profesional Inicial y Básica (FP y FPB) apenas si tiene recompensa. Un amplísimo sector considera que es el resultado de un «castigo» por parte de la administración autonómica. Es la conclusión que extraen al analizar unas cifras demoledoras. Observando la evolución de los últimos cuatro cursos, tienen los mismos títulos y en algunos casos hasta menos, según se desprende de una publicación del Boletín Oficial del Parlamento regional (BOPA) con fecha 11 de enero de 2018.

En Córdoba y provincia hay más de 80 colegios concertados repartidos por todos sus municipios. Analizando el número de unidades de grado medio, se observa que en cuatro años los colegios cordobeses se han mantenido en sus conciertos. Es decir, se sostienen con 43 unidades, siendo así el tercer territorio en Andalucía, superado por Sevilla y Cádiz.

Perdiendo alumnado

Los ciclos de grado superior no corren la misma suerte. Han perdido, en toda la provincia, un total de tres unidades concertadas desde 2012 hasta el presente curso. Los colegios cordobeses han pasado de tener 16 clases para este tipo de Formación Profesional a principios de la década a quedarse con 13 aulas en el pasado curso.

Estas cifras, según el presidente de Escuelas Católicas, Antonio Guerra, constatan que «los colegios concertados están castigados y, a pesar de que año tras año pidamos nuevos títulos de FP para el concierto, no nos lo dan». El representante de la citada patronal en Córdoba, que engloba a centros concertados, afirma que «podemos perder alumnado», ya que los cursos concertados que ofrecen este tipo de centros dejan de ser llamativos para los jóvenes.

Los ciclos de grado superior han perdido tres unidades concertadas desde 2012

Guerra apunta que otra de las causas que puede desembocar en la pérdida de clases es el paso de algunos ciclos de formación para el empleo al Programa Específico de Formación Profesional Básica (Pefpb). Es una modalidad que surgió en 2015 para «evitar el abandono escolar temprano del alumnado, abrirle expectativas de formación y cualificación posterior y facilitar su acceso a la vida laboral», según afirma la Consejería de Educación.