MARCHA

Los colegios católicos celebran la Pascua con el obispo

Más de 2.500 alumnos se han congregado en este encuentro desde la Calahorra hasta la Mezquita-Catedral

El obispo, ayer dirigiéndose con los escolares participantes en la cita hacia la Catedral
El obispo, ayer dirigiéndose con los escolares participantes en la cita hacia la Catedral - Á. CARMONA

Una demostración de fuerza y unión. Sin quererlo, una reivindicación del derecho a la libertad de enseñanza que la Constitución recoge para los padres. Más de 2.500 alumnos procedentes de una veintena de centros educativos de ideario católico se reunieron ayer con el obispo de la Diócesis, Demetrio Fernández, para celebrar la Pascua de Resurrección. Bajo el lema «Con Jesús educamos en su Iglesia», alumnos de la ESO y Bachillerato de estos colegios recorrieron el tramo que va desde la Torre de la Calahorra hasta la Mezquita-Catedral, donde asistieron a una Eucaristía presidida por el prelado.

A las diez de la mañana, una marea de pañuelos azules y uniformes de todos los colores comenzaba a tomar la zona trasera de la Calahorra. Con pancartas identificativas y algunos mensajes de ayuda al prójimo, los alumnos de los colegios formaban un cortejo que se extendía hasta el Hotel Hesperia. Tras esperar a los últimos rezagados, a las 11.00 horas se iniciaba la marcha por el Puente Romano. Al otro lado de éste ya esperaba el obispo.

Con actitud afable e incluso chocando la mano de los niños, Demetrio Fernández acompañó a la comitiva desde la Puerta del Puente hasta el interior del primer templo. «El obispo es muy buena persona», afirmaba Gonzalo, alumno de tercero de la ESO del colegio de La Piedad. «Hemos preparado el encuentro en el colegio y estamos muy contentos», aseguraba el joven mientras sostenía la pancarta de la cabecera. Una alegría que también compartían esta mañana Marta, Marian y Mercedes, de Salesianos, que han tratado esta cita en sus grupos de Fe preparatorios para la confirmación.

Mensajes de misericordia

Por su parte, María Carbonell, directora de la Fundación Santos Mártires, mostraba su entusiasmo «por la invitación del obispo a celebrar la Pascua con nosotros». «Él nos anima a que alentemos a los jóvenes a festejar y celebrar», explicaba Carbonell. En este sentido, la directora de la Fundación apuntaba que «somos muchos, no hemos podido venir más por cuestiones de espacio, pero es bonito que nos juntemos todos los colegios y entidades que mantenemos el mismo ideario».

Dar de comer al hambriento, perdonar a quién te ofende, acoger al peregrino o enseñar al que no sabe, fueron algunos de los mensajes que los colegios trasladaron en este encuentro a través de sus pancartas. Mensajes que corresponde con algunas de las obras de Misericordia que han trabajado en sus propios centros.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios