HISTORIA

La Virgen de la Fuensanta de Córdoba pasa una noche en la Catedral después de 17 años

La última vez que pasó un día en el primer templo fue con motivo del Jubileo de 2000, concretamente el 25 de marzo

La Fuensanta, en el Patio de los Naranjos
La Fuensanta, en el Patio de los Naranjos - ABC
R. C. M. - @abccordoba Córdoba - Actualizado: Guardado en:

La historia de las hermandades y de las procesiones de Córdoba en general está repletas de anécdotas y fechas. Una muy reseñable en esta semana ha sido la presencia de la Virgen de la Fuensanta en la Catedral, un templo en el que no «dormía» desde hacía casi 17 años. Es verdad que hace tres años que la Agrupación aprobó que el cortejo en honor a la copatrona debía pasar por el primer templo de la Diócesis, pero no ha sido hasta este año cuando el colectivo cofrade ha decidido que no sólo debía llegar a este sagrado lugar, sino que su regreso debía celebrarse al día siguiente.

La última vez antes del pasado 6 de septiembre que la Fuensanta llegó en procesión a la Catedral para quedarse allí una noche entera fue en 2000, con motivo del Jubileo de ese año y para presidir la solemnidad de la Anunciación del Señor. Fue concretamente el 25 de marzo de 2000 (sábado) cuando la imagen salió de su Santuario para presidir un cortejo que habría de llegar a la Catedral. Tras la solemne misa, la talla se quedó allí hasta el día siguiente (domingo), cuando regresó a su templo a las 08.00.

La diferencia con respecto a aquella ocasión es que en 2016 la Virgen ha pasado algo más de tiempo, 24 horas. Entonces sólo pasó la madrugada, ya que la procesión de vuelta empezó muy temprano con el acompañamiento de centenares de cofrades y fieles en general de toda la ciudad.

El regreso de la Fuensanta a la Catedral en 2000 fue también un hito histórico, pues desde 1994 la copatrona de Córdoba no llegaba al primer templo de la Diócesis. Su presencia en la Catedral fue entonces con motivo de su coronación canónica.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios