MUNICIPAL

Emilio Aumente, delegado municipal de cofradías

La alcaldesa mantiene las relaciones de las hermandades en el bloque de competencias de Presidencia

Emilio Aumente, en el centro de la imagen
Emilio Aumente, en el centro de la imagen - ABC
R. R. - @abccordoba Córdoba - Actualizado: Guardado en:

Así como ha cambiado el equipo de gobierno de PSOE e Izquierda Unida, también cambiará el interlocutor de las cofradías. El edil de Presidencia, Emilio Aumente, será el nuevo responsable municipal al que llamar cuando las hermandades cordobesas tengan un problema de cualquier índole.

Hasta el momento, el concejal responsable era David Luque, quien además de político socialista se sentó en la junta directiva de la Agrupación de Cofradías. Según el decreto de reparto de competencias firmado por la alcaldesa, Luque no detentará los poderes de la interlocución con las hermandades porque ese trabajo se queda en el departamento de Presidencia.

Habitualmente, el trabajo con las cofradías responde a un perfil del gobierno más que a una concejalía concreta. José Antonio Nieto, por ejemplo, optó por el modelo de una delegación especial que llevó en la última etapa Carmen Sousa. Tenía sentido que Luque mantuviese la responsabilidad al haber conseguido reducir la tensión que llegó a existir con las hermandades y al asumir los poderes de Patrimonio histórico.

Aumente será pues mando único en lo tocante a las procesiones. En el pasado, ha sido crítico en algunos aspectos como las necesidades constantes de agentes de policía para el control de actos religiosos así como la necesidad de renegociar determinados costes como el de la limpieza de cera. Será el concejal quien mantenga las negociaciones clave sobre la carrera oficial ya que su departamento tendrá que fijar el plan en materia de evacuaciones y tránsito en el futuro recorrido común en el entorno de la Mezquita-Catedral.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios