El colombiano del Córdoba CF Juanjo Narváez, en el túnel de vestuarios de El Arcángel
El colombiano del Córdoba CF Juanjo Narváez, en el túnel de vestuarios de El Arcángel - ÁLVARO CARMONA
ENTREVISTA

Córdoba CF | Narváez: «El otro día soñé que nos salvábamos y era un boom»

El colombiano asegura que Zidane «me impulsó a seguir» y que el Córdoba «me ha devuelto la confianza»

CÓRDOBAActualizado:

Juanjo Narváez (San Juan de Pasto, Colombia, 1995), en una entrevista concedida ABC Córdoba cuyo contenido íntegro solo puedes leer en la edición de papel o en kioskoymas, ha sido uno de los jugadores decisivos en la remontada del Córdoba CF para soñar con la permanencia. Ha marcado cinco goles desde su llegada en enero, cedido por el Real Betis. Habla mucho de fútbol, de cómo le ayudó Zinedine Zidane o le impulsó Quique Setién; de cómo ha vuelto a sentirse futbolista plenamente en el Córdoba CF; pero también de la vida, las inquietudes familiares y la enorme responsabilidad de los jugadores pese a su juventud. Defiende la otra cara del futbolista, alejada de los tópicos.

Narváez resaltó sobre las opciones de permanencia del Córdoba CF que «desde que llegó el míster la idea era apretar los dientes e intentar ganar en cada campo. Lo seguimos viendo así. Sabemos que tenemos un proyecto bonito por delante. Creímos cuando estábamos a 13 puntos y ahora también porque estamos solo a cuatro». Eso sí, aunque está centrado en el Rayo sabe que el partido ante el Almería «será un partido decisivo por cómo están las circunstancias en la tabla clasificatoria».

La llegada al Córdoba CF le ha hecho «sentirme importante y es un gran paso en mi carrera; me ha devuelto jugar y la confianza». Incluso ha recuperado el olfato goleador. «Antes metía muchos goles», dice entre sonrisas Narváez, pero lo había perdido en los últimos años; estoy contento porque han sido muy importantes». Está convencido de la permanencia. De hecho, se confiesa: «No se lo he dicho a nadie, pero el otro día soñé que nos salvábamosy era un boom en la ciudad».

Narváez también se mojó sobre los árbitros y las decisiones con el Córdoba CF, aunque «es un tema que no me gusta». A su juicio, «son personas y tienen derecho a equivocarse, pero nos han perjudicado en acciones que podrían cambiar resultados», en referencia al gol anulado a Sergi Guardiola en León que pudo darle un empate vital en la lucha por la salvación.

El colombiano Narváez también recordó sus inicios. Debutó con 16 en el primer equipo de su ciudad, San Juan de Pasto. Luego, probó en Inglaterra y Holanda, pero no pudo quedarse por ser menor de edad. Con 18, el Madrid lo fichó a recomendación, entre otros, de Zinedine Zidane. «Siempre digo que es una de las personas que más que ha aportado en mi corta carrera todavía. Fue la persona que me impulsó a seguir, porque me estaba afectando mucho la distancia de estar lejos de mi familia y todo eso. Él me hizo darme cuenta que merecía la pena. Le debo mucho a él», aseguró.

Incluso, añadió que «soy un jugador que vengo de una familia muy humilde. De mi ciudad no han salido muchos jugadores y yo lo veía un poco lejos. Pero cuando se me da posibilidad de firmar con el Real Madrid y que Zidane, con el jugador que ha sido y con todo lo que tiene detrás, me ayudara fue un paso muy importante».

De allí fichó por el Betis, donde admitió que «me vi con jugadores que yo veía de pequeño y no demostré lo que podía». Tiene contrato con el conjunto bético y está cedido en el Córdoba. «No sé que haré el año que viene», reconoció. Narváez, por ese sufrimiento inicial para adaptarse a Madrid y también a la llegada a un vestuario como el del Betis, rompe los tópicos de los futbolistas: «Vengo de una familia muy humilde y la gente se cree que por ser jóvenes no tenemos responsabilidades; lo pasé muy mal por la distancia con mi gente».