Cádiz
Joaquín Cortés ya no seguirá como capataz de la Virgen de la Soledad - PortaldeCadiz
COFRADÍAS

Joaquín Cortés: «Era el momento de cerrar un ciclo»

El capataz, que ha dimitido de su cargo al frente de la Virgen de la Soledad, reconoce que la decisión no ha sido fácil

CÁDIZActualizado:

Joaquín Cortés Molina comunicaba hace unos días a la nueva junta de gobierno de Vera-Cruz que no seguiría con el martillo del paso de palio. Para el capataz se cierra una etapa en la corporación de la que es hermano y la que está muy vinculado desde hace muchos años. «Han sido motivos personales los que me han hecho tomar esta decisión que no ha sido fácil. El trato con la junta de gobierno es buenísimo pero es un paso que desgasta mucho, muy complicado porque pesa mucho y porque cuesta trabajo conformar la cuadrilla». Cortés asegura que había llegado la hora de cerrar esta etapa. «En la cuadrilla he estado 18 años cargando y otros 7 de auxiliar con mi tío (Manuel Cortés) y los cuatro que llevaba yo y era momento de cerrar un ciclo».

El gaditano recuerda todo lo que le une a la cofradía del Lunes Santo. «Es la primera hermandad en la que salí de niño con 6 años. Mi tío ha sido capataz. Hay muchos vínculos. Mi primo también es de la hermandad y con la gente de la junta me llevaba muy bien». Para Cortés han sido muchos los momentos vividos como responsable del paso de palio de Vera-Cruz. «Todo ha sido muy intenso y bonito pero me quedo con la recogida en el año 2015 que la cuadrilla llegó muy bien, muy entera y en la plaza se vivió un gran momento cofrade».

Actualmente Joaquín Cortés sigue al frente del Despojado y la Virgen del Mayor Dolor de Buena Muerte. «No hay nada nuevo ni esto se ha decidido porque haya otra hermandad. A veces las cofradías llaman y si esto pasara pues se estudiará y valorará y si motiva la llevaremos pero estas cosas vienen solas, nosotros no buscamos».

En cuanto a los estilos de carga Cortés explica que «siempre intentamos darle el sello que debe tener cada hermandad. Cada una debe tener su propia identidad, es como las personas. A cada una se le da el estilo que cree la hermandad y los que nos conocen saben que van a encontrar lo que ellos quieren».